31 de July de 2010 00:00

Una agencia del Banco de Guayaquil fue asaltada

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Redacción Cuenca

cuenca@elcomercio.com

En menos de un mes, dos entidades financieras fueron asaltadas en la capital azuaya. Ayer, fue la agencia del Banco de Guayaquil, ubicada en la av. Remigio Crespo, en el sur de la ciudad.

El 3 de julio, en cambio, fue robada la agencia del Banco del Austro en el sector de la 9 de Octubre. Allí murieron dos presuntos asaltantes y un hombre que fue tomado como rehén.

En el asalto de ayer, participaron al menos siete personas, según la Policía. Estaban vestidos con ternos y mandiles blancos como los de médico. Irrumpieron en la agencia con armas de fuego alrededor de las 08:47.

Los asaltantes sometieron a los guardias, les quitaron los equipos de comunicación y los tumbaron al piso. Luego rompieron un ventanal para ingresar a la oficina y buscar el dinero. Las cajeras se escondieron bajo los mostradores.

Dos armados subieron a la segunda planta para someter al resto del personal, mientras otros tomaban el dinero que había en las dos ventanillas.

Otro individuo más obligó a uno de los contadores para que abriera la caja fuerte. Entonces, “se activaron las alarmas y los asaltantes escaparon disparando al aire”, dijo un testigo.

Afuera, se embarcaron en una camioneta doble cabina color vino, de placas GHI-292. Casi de forma paralela, un patrullero llegó al lugar con dos gendarmes. Se inició una persecución y, al llegar a una esquina, los delincuentes detonaron una bomba lacrimógena. “Se levantó una gran humareda y durante la confusión hirieron al policía Luis Yanza con un disparo en la pierna derecha”, afirmó uno de sus compañeros.

Los policías no pudieron seguir a los delincuentes, quienes tomaron la calle Federico Proaño para fugarse. Más tarde, la Policía encontró, dos cuadras más adelante, la camioneta de los desconocidos abandonada.

Otro testigo del lugar dijo que los observó cuando se subían a un auto marca Suzuki forza y a otra camioneta ‘antigua’ con balde de madera.

Los ocho sujetos portaban pistolas nueve milímetros y fusiles calibre 7,62, de uso militar, señaló el agente Fabián Astudillo.

El policía que resultó herido y un guardia de la agencia bancaria fueron trasladados a diferentes casas asistenciales de salud. Este último fue herido con un vidrio. Ayer se dijo que ambos estaban fuera de peligro.

El patrullero y otros dos vehículos particulares también recibieron varios orificios de bala.

Diego A., dueño de uno de los vehículos afectados, contó que circulaba por la av. Remigio Crespo, atrás de los delincuentes y frenó porque el patrullero le pidió paso. “Empecé a escuchar disparos”, dijo nervioso.

La persecución también se realizó por vía aérea, con el helicóptero de la Policía. Minutos más tarde, se detuvo para investigaciones a dos personas, en el sector de la ciudadela Kennedy, en el norte de Cuenca, pero pocas horas después fueron liberados por falta de pruebas.

La Fiscalía abrió una indagación y designó el caso a la fiscal Margarita Cordero.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)