A Stalyn Conchambay le esperan en casa desde hace dos años

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Redacción Seguridad

En las quebradas y en las calles han buscado su rastro, pero Stalyn Conchambay, de 17 años, no aparece. La última vez que lo vieron fue en Carapungo, ubicado en el norte de Quito.

Caminaba a su casa, llevaba el uniforme del colegio y su mochila. Era el lunes 3 de octubre del 2011. Su madre, Carmen Lema, no sabe qué más hacer para buscarlo. Está segura que no se escapó. "No se llevó nada".

Cuenta que el día que se perdió había USD 800 en la casa. Era para pagar a un albañil los arreglos de la vivienda. "Si hubiera querido irse al menos se habría llevado el dinero".

Carmen recuerda que la primera semana sin noticias de su hijo recorrió todos los hospitales y las morgues de Santo Domingo, Manta, Latacunga y Loja. Pegó cientos de afiches. Un mes después recibió una primera pista. Era falsa. Le dijeron que lo vieron en Chimbacalle, en el sur de la capital. Cuando llegó descubrió no que existía tal lugar. La investigación policial, tras su denuncia, tampoco ha dado resultado.

Sin embargo, la madre guarda la esperanza de volver a verlo. La habitación del joven sigue intacta. Una lámpara de metal en el velador, las camisetas de su equipo favorito en el armario, los peluches sobre un anaquel. Todo está en perfecto orden. "Para que cuando regrese vea que lo hemos esperado".

Ella cree que su hijo sigue vivo. En la puerta de la refrigeradora de su casa hay una lista de teléfonos de los centros forenses y de Medicina Legal. De forma regular visita esos lugares y pide que le permitan ver los cadáveres sin identificar de jóvenes. "Siento en mi corazón que sigue vivo, pero no sé quién pudo llevárselo".

El joven no tenía enemigos ni problemas en el colegio. Un altar con la foto del joven, repleto de cartas de sus amigos, profesores y vecinos muestran el cariño de ellos. Sus dos hermanos también hablan de él con cariño. Si usted tiene alguna pista sobre él comuníquese con la Policía o al 098 325 9265.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)