5 de julio de 2017 17:46

La Secretaría de Movilidad del Municipio de Quito no cambiará el proyecto de ordenanza de alza de pasajes

En la parada ubicada en las avenidas Pedro Vicente Maldonado y El Tablón, sector San Bartolo en el sur de Quito, no se registraron inconvenientes con el transporte público. Foto: Paúl Rivas/ EL COMERCIO

Parada ubicada en las avenidas Pedro Vicente Maldonado y El Tablón, sector San Bartolo en el sur de Quito. Foto: Paúl Rivas/ EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 1
Triste 0
Indiferente 1
Sorprendido 0
Contento 2
Ana María Carvajal
(I)

El debate alrededor de la revisión de tarifas por el servicio de transporte público de pasajeros en la capital se centrará más bien en mejorar el proyecto de ordenanza sobre la política tarifaria, presentado por la Secretaría de Movilidad del Cabildo, antes que cambiarla.

Así lo anunció hoy, miércoles 5 de julio del 2017, el titular de la entidad, Darío Tapia, quien hoy por la tarde sostuvo su primera reunión con un grupo de nueve dirigentes del gremio del volante. Se trata de representantes de operadoras de transporte interparroquial, combinado, urbano, corredores que conformaron una comisión, dirigida por José Santamaría, presidente de la Cámara de Transportistas de Pichincha.

Según Tapia, el objetivo es pulir la propuesta sobre control de la calidad en el servicio, que es una prioridad para la administración municipal. “No creo que se haga una nueva ordenanza. El proyecto tiene preceptos bastante importantes respecto de cómo medir la calidad del servicio y las consecuencias de no cumplir”, explicó.

Su propuesta es que se revise si el proyecto requiere temas como establecer métodos de denuncia, formar una veeduría ciudadana para el control, entre otros. Hasta ayer no se había planteado un plazo para evacuar estos y otros temas a través de mesas de trabajo, con miras a llegar a una solución al problema de las tarifas en la ciudad.

En la reunión de hoy se trabajó en una agenda para organizar reuniones con estudiantes, trabajadores y otros sectores de la comunidad.

También se tenía previsto organizar una reunión con los concejales, para buscar consensos sobre el tema. La propuesta original tiene oposición de los nueve ediles de Alianza País y la concejala Carla Cevallos, quien se desafilió de SUMA.

La propuesta del Municipio es elevar la tarifa de 25 a 30 centavos, con base en los resultados de una consultoría hecha por GSD Plus.

Santamaría dijo que el sector plantea una tarifa de 34 centavos con el sistema actual, que incluye avances en el tema de caja común. Si se implementa el sistema inteligente de transporte, su propuesta es de 38 centavos.

Los dirigentes del gremio aceptaron ampliar el diálogo para llegar a un acuerdo sobre los nuevos pasajes, con la expectativa de que este se logre lo más pronto posible. Lo hicieron luego de anunciar un paro parcial de actividades que fue suspendido tras una reunión, cerca de la medianoche del lunes.

En los últimos 28 meses, los dueños de buses recibieron pagos de USD 1 000 y de 450, como compensaciones por mantener la tarifa en 25 centavos, a cambio de mejorar el servicio.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)