20 de noviembre de 2017 15:31

Piñera apela al electorado del 'centro social' para ganar la segunda vuelta

El candidato conservador chileno, el expresidente Sebastián Piñera, habla durante un encuentro con corresponsales extranjeros hoy, lunes 20 de noviembre de 2017, en Santiago (Chile). Foto: EFE

El candidato conservador chileno, el expresidente Sebastián Piñera, habla durante un encuentro con corresponsales extranjeros hoy, lunes 20 de noviembre de 2017, en Santiago (Chile). Foto: EFE

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 1
Agencia EFE

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

El candidato conservador chileno, Sebastián Piñera, afirmó este lunes, 20 de noviembre, que buscará convocar al electorado de "centro social" para ganar la segunda vuelta de las elecciones presidenciales, en la que se medirá al aspirante oficialista, Alejandro Guillier.

El expresidente, que fue el candidato más votado en los comicios de este domingo con un apoyo del 36,6 %, dijo este lunes en un encuentro con corresponsales extranjeros que su estrategia de campaña para la votación del 17 de diciembre no tendrá un giro abrupto hacia ningún extremo para captar votos.

"Nuestra candidatura no se va a derechizar ni izquierdizar, vamos a seguir apelando y convocando al centro social", manifestó el aspirante conservador.

Piñera subrayó que el centro social no es el tradicional centro político, sino un concepto más profundo que abarca aspectos sociales.

"Es la moderación, el sentido común, los chilenos que quieren unidad y no división; que quieren que Chile vuelva a progresar y no siga estancado. Es tener mejor amistad cívica y convivencia", explicó.

Piñera consideró que las elecciones del domingo reflejaron un apoyo a su sector del 44,6 %, dando por hecho que el 7,9 % que sufragó a favor del ultraderechista José Antonio Kast lo apoyará en segunda vuelta.

Kast anticipó el domingo por la noche su apoyo a Piñera, lo que ha dado pie a análisis que sostienen que el expresidente podría hacer algún guiño a la derecha más dura para asegurar sus votos.
Piñera, sin embargo, aclaró hoy que Kast le había ofrecido su apoyo "sin ninguna condición".

El candidato resaltó que siempre tuvo el convencimiento de que la primera vuelta de los comicios iba a ser ajustada, pese a que todas las encuestas presagiaban un triunfo más holgado.

"Las encuestas sobreestimaron nuestro resultado y muchos pensaron que las cosas iban a ser distintas", admitió Piñera, quien recalcó que su equipo evitó desde un comienzo "toda forma de triunfalismo o soberbia".

"Estoy seguro que la segunda vuelta será una elección estrecha y reñida. Creo que vamos a ganar porque vamos a hacer un esfuerzo muy grande por escuchar con humildad y atención el mensaje y lo que quiere la mayoría de los chilenos", apuntó.

Piñera aseguró que Chile enfrentará el 17 de diciembre una "encrucijada" entre dos proyectos de país con un mismo punto de partida pero caminos y objetivos opuestos.

"Nosotros representamos la unidad y no la división; la cultura del diálogo y los acuerdos, y no la perversa lógica de la retroexcavadora", dijo.

En el plano económico y social, Piñera prometió "recuperar la capacidad de crecer", crear nuevos y mejores empleos y reformar la educación.

En su opinión, el 22,7 % de apoyo que obtuvo Alejandro Guillier este domingo refleja el deseo de cambio de los ciudadanos. "La gente no quiere seguir el camino por el que nos conduce la Nueva Mayoría", dijo en alusión a la colación oficialista de centroizquierda.

En cuanto al 20,2 % que obtuvo la aspirante del izquierdista Frente Amplio, Beatriz Sánchez, el expresidente afirmó que fue una "inmensa sorpresa" y felicitó a su abanderada.

Sobre la posibilidad de realizar cambios a algunas de las principales reformas del gobierno de la presidenta Michelle Bachelet, como la despenalización del aborto en tres casos, Piñera insinuó que no se inclinaría por derogar la ley sino por introducir algunas "mejoras", como el acomapañamiento a las mujeres con embarazos de riesgo.

Piñera comentó también algunas de sus propuestas en política exterior si sale elegido el mes que viene, y subrayó que dará un trato preferente a las relaciones con los países de América Latina.
Afirmó que Chile debe colaborar en todos los foros regionales e internacionales para defender valores como la libertad, la democracia y el respeto a los derechos humanos.

En ese sentido, pidió que los países de la región sean más "activos y efectivos" en defender esos principios cuando están amenazados, como, según dijo, ocurre en Venezuela, que se ha transformado en una "dictadura".

Y en relación con Bolivia y las dos demandas que mantienen en tribunales internacionales, Piñera llamó a respetar los tratados bilaterales y subrayó que no tienen "asuntos pendientes". 

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)