18 de agosto de 2016 18:03

Reforma sobre entrega de becas a estudiantes de universidades cofinanciadas va al Legislativo

René Ramírez (centro) anunció los acuerdos con las universidades cofinanciadas. Foto: Patricio Terán / EL COMERCIO

René Ramírez (centro) anunció los acuerdos con las universidades cofinanciadas. Foto: Patricio Terán / EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 5
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 1
Contento 10
Diego Puente

Un nuevo pedido de reforma a la Ley Orgánica de Educación Superior (LOES) se prevé enviar este viernes 19 de agosto a la Asamblea Nacional. El objetivo es cambiar la modalidad con la que se entregan las becas a los estudiantes de las universidades cofinanciadas; es decir, los centros de educación privados, que también reciben fondos públicos.

La Secretaría Nacional de Educación Superior, Ciencia y Tecnología (Senescyt) plantea una modificación del artículo 30, una disposición general y una disposición transitoria de la LOES. Con esto se pasaría de 14 000 a 26 000 becas.

Así, pretende entregar los recursos económicos a los becarios a través de la universidad. René Ramírez, titular de la entidad, señaló que hubo consenso con los centros cofinanciados para cambiar de mecanismo.

En la actualidad se asignan los recursos directamente a las universidades cofinanciadas en función de una fórmula que contempla criterios de calidad, número de estudiantes, investigación… El dinero invertido en los becarios equivale al 7,5% del Fondo Permanente de Desarrollo Universitario y Politécnico (Fopedeupo), es decir, unos USD 70 millones, según la proforma presupuestaria. “No se bajará el monto”, se comprometió Ramírez.

Todavía queda por concretar el valor al que ascenderá el estipendio económico, pero Ramírez adelantó que serán becas totales y parciales. Las becas se entregarán principalmente a las personas de escasos recursos económicos. Serán las universidades las que escogerán a los postulantes y el Estado será quien califique si procede la ayuda o no.

El método deja dudas entre las autoridades de las universidades. Javier Herrán, rector de la Politécnica Salesiana, señaló que existe la preocupación de que escojan a los postulantes y que el Estado no pueda atender a todos. “Luego tendré una fila de jóvenes reclamándome por qué le dieron a uno y a otro no”.

También persiste la preocupación de que el Estado no cumpla con los pagos. Ramírez puntualizó que entregaron los fondos de los dos primeros meses de este año a las universidades cofinanciadas. Por ejemplo, el retraso con la Salesiana asciende a USD 7 millones desde marzo hasta la actualidad.

Fernando Ponce, rector de la Pontificia Universidad Católica del Ecuador, dijo que el diálogo recién ha empezado y que hay otros temas en la agenda. Entre ellos, si es que se puede retirar o no la titularidad a un profesor que no tenga título de PHD hasta el 2017.

Para recibir los fondos por parte del Estado las universidades se ajustarán a los niveles salariales que señala el reglamento del escalafón del docente investigador establecido por el Consejo de Educación Superior (CES). El cambio no será retroactivo y los estudiantes que hayan recibido sus becas con el actual sistema se mantendrán sin cambios.

En Ecuador hay ocho universidades cofinanciadas. La Pontificia Universidad Católica (PUCE), Politécnica Salesiana, Católica de Cuenca, Particular de Loja, Del Azuay, Laica Vicente Rocafuerte, Católica de Guayaquil y Tecnológica Equinoccial (UTE).

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (1)
No (4)