3 de enero de 2017 22:38

Nuevas reacciones desata el caso del Metro de Quito y Odebrecht

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 13
Triste 0
Indiferente 3
Sorprendido 0
Contento 0
Redacción Seguridad

Este 3 de enero del 2016, el alcalde de Quito emitió un comunicado de 10 puntos y explicó la situación de la Fase II del Metro y el caso Odebrecht.

En uno de los puntos, el alcalde Rodas explicó lo siguiente: "Como es de conocimiento público, el proceso de licitación para la Fase II del Metro de Quito se inició en la anterior administración municipal. En ella se diseñaron los pliegos y los términos de referencia, es decir se definieron los requisitos y las condiciones mediante las cuales se seleccionaría al ganador. De igual manera, fue en la anterior administración municipal en la que se seleccionó a los cuatro consorcios finalistas, entre ellos al consorcio que resultó ganador, Acciona–Odebrecht".

Luego explicó lo que hizo esta administración: "Nos correspondió, entre otros procedimientos, la apertura, en un evento público, de las ofertas económicas de los consorcios finalistas, en la cual la oferta del Consorcio Acciona–Odebrecht resultó ser la más baja; y, por lo tanto, de acuerdo con lo establecido en las políticas de los organismos multilaterales que rigen el proceso, era la que necesariamente debía ser adjudicada".

Pero también hizo una aclaración: "Nuestra administración ha celebrado el contrato para la construcción de la Fase II del Metro de Quito con el Consorcio hispano-brasileño Acciona–Odebrecht, que es una persona jurídica diferente a la empresa Odebrecht y que incluye la importante participación de la empresa española Acciona".

Tras conocer este pronunciamiento, EL COMERCIO también habló con el exalcalde Augusto Barrera.

¿La cosas son así como dice el Alcalde Rodas?

Eso no es así. Es penoso que después de tres años de administración (él) no comprenda. Obvio que los estudios con los que hicieron el Metro los hicimos nosotros. Y esos estudios son los mismos que están utilizando ahora, (pese a que) la administración actual hablo mal durante año y medio (de esos estudios).

¿Cómo entender esto?

La actual administración es la que adjudica. A mí realmente me extraña que oculte la responsabilidad. Yo le digo algo: si el alcalde Rodas hubiera firmado el contrato al siguiente día (de haber asumido el cargo), yo diría está bien (lo que dice), pero se demoraron la mitad de su administración en suscribirlo. Pasaron 19 meses, entre mayo (del 2014) cuando dejé la Alcaldía, hasta noviembre (del 2015), cuando se firmó el contrato. Lo que pido es que asuma su responsabilidad.

En otro de los puntos del comunicado, Rodas señala que hay un examen especial de la Contraloría donde se determina que el presupuesto referencial para la construcción del Metro estuvo aparentemente subvalorado. ¿Es así?

Sobre eso yo sí quiero ser absolutamente cuidadoso. Porque uno puede sacar una línea de un informe totalmente descontextualizado.¿Es un informe preliminar, final? Francamente no quisiera pronunciarme sobre eso, porque no he sabido que ha habido ese informe.

Si desmiente los puntos del alcalde Rodas, ¿entonces cuál fue la incidencia de su administración en el proyecto del Metro?

El diseño, el financiamiento, la estructuración y el concepto del Metro es de nuestra responsabilidad. En un proyecto de esa magnitud nuestra responsabilidad contractual fue básicamente la estructuración del financiamiento con los multilaterales y básicamente la construcción de la fase I, que son las dos estaciones intermodales. El contrato es firmado 19 meses después de que yo dejé de ser alcalde. Esa es la realidad de los hechos.

Usted es crítico con el contrato que firmó el Municipio de Quito y el Consorcio Acciona- Odebrecht.

Sí, jamás hubiera firmado un contrato de ese nivel de lesividad contra el interés de la ciudad. Jamás.

¿Por qué?

Hicieron una cosa gravísima desde el punto de vista técnico.

¿Cuál?

Sacaron del proyecto dos componentes que son esenciales. El proyecto que están construyendo ahora no tiene subestaciones eléctricas. El Metro se está construyendo sin el mecanismo de energización. Y el segundo componente que sacaron fue el sistema de recaudo. Este sistema de tarjeta permite tomar el Metro, el autobús, etcétera.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (8)
No (3)