11 de noviembre de 2015 17:05

Ramiro González: 'El pedido de confesión judicial es una persecución política'

Los legisladores Fanny Uribe, Byron Pacheco y Antonio Pozo acompañaron al líder de Avanza, Ramiro González, durante su pronunciamiento. Foto: Mayra Pacheco / EL COMERCIO

Los legisladores Fanny Uribe, Byron Pacheco y Antonio Pozo acompañaron al líder de Avanza, Ramiro González, durante su pronunciamiento. Foto: Mayra Pacheco / EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 14
Triste 3
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 23
Mayra Pacheco

Ramiro González, presidente nacional del movimiento Avanza, se pronunció esta tarde del miércoles 11 de noviembre del 2015, sobre el pedido de confesión judicial que solicitó Doris Soliz, secretaria ejecutiva de Alianza País, esta mañana.

González expresó que espera que llegue la citación del Juez para responder las nueve interrogantes, que pidió Soliz que le fueran planteadas. Entre éstas se encuentra el supuesto financiamiento que habría recibido el presidente Rafael Correa, para su campaña, de parte de los Isaías.

Este comentario fue expuesto por el líder del partido Avanza durante un conversatorio que mantuvo el Primer Mandatario el 28 de octubre, junto con otros dos economistas: Mauricio Pozo y Alberto Dahik.

Esta información sobre el financiamiento, dijo González, fue obtenida el lunes, el día anterior al conversatorio, en una revista digital. Específicamente en un reportaje titulado "Los que trajeron la Revolución Ciudadana". "Ahí estaba un detallado informe de quienes habían participado en la campaña. De ahí fui a YouTube y encontré un vídeo del abogado (Javier) Castro".

Para González, este pedido de confesión judicial es una nueva "cortina de humo" para tapar los problemas que afrontan la economía y la sociedad ecuatoriana. Además señaló que el pedido de la Secretaria Ejecutiva de Alianza País responde a una "persecución política por haberle puesto el cascabel al gato en el debate, al Presidente".

Agregó que su hijo ha recibido amenazas, que supuestamente, le tienen 'pinchado' el teléfono.

A pesar de esto mencionó que se mantendrá en esta postura. Y aprovechó el espacio para formular preguntas al presidente Rafael Correa sobre los temas que no pudo abordar durante el conversatorio.

Entre estas planteó las medidas que se están tomando para evitar que la gente se quede sin puestos de trabajo, cómo financiará el presupuesto, por qué insiste en la reelección indefinida.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (9)
No (7)