16 de febrero de 2016 15:46

Correa ofrece disculpas por atraso en ‘megahospital’ del IESS de Los Ceibos

El presidente Rafael Correa recorrió el terreno donde se construye ell nuevo hospital del IESS, ubicado en el sector Los Ceibos. Foto: Enrique Pesantes / EL COMERCIO

El presidente Rafael Correa recorrió el terreno donde se construye ell nuevo hospital del IESS, ubicado en el sector Los Ceibos. Foto: Enrique Pesantes / EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 45
Triste 1
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 12
Elena Paucar

Equipados con cascos y chalecos reflectivos, el presidente Rafael Correa y el presidente del Consejo Directivo del IESS, Richard Espinosa, recorrieron el terreno donde se construye el hospital del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social, ubicado en el sector Los Ceibos, en el norte de Guayaquil.

La mañana de este martes 16 de febrero del 2016, el movimiento de maquinarias y obreros era intenso en el lugar. La construcción, en la que se invertirán USD 200 275 473, está a cargo del consorcio chino-español NGH, conformado por las empresas Sinohydro y Puentes.

El nuevo hospital del IESS para la ciudad se planificó desde el 2011. Pero recién en este año se concretó su construcción y diseño definitivos. En parte de sus discursos, tanto Correa como Espinosa reconocieron el atraso y ofrecieron disculpas.

“Yo les debo una disculpa, eso me hace quedar mal y no me gustan esas cosas, no soy demagogo. Hace unos dos o tres años el anterior director, Ramiro González, me trajo a poner primera piedra (...). Pero insistió tanto que vinimos a poner la primera piedra, y no se hizo absolutamente nada”, dijo el Presidente.

Hace cinco años, en la administración de González, se estableció que el presupuesto referencial para esta obra sería de USD 280 millones. De ese monto, unos USD 266,7 millones se financiarían a través del Banco del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (Biess), por un fideicomiso.

Espinosa recalcó que, por los nuevos cálculos, hay un ahorro para el IESS. Y prometió que estaría terminado en febrero del 2017. “Lamentablemente hubo una serie de dificultades, en donde se crearon una serie de fideicomisos, todo un galimatías jurídico que demoró en desenredarse”, dijo.

El megahospital, como lo bautizó Espinosa, se levantará en un terreno de 76 000 m2, que pertenecieron al Club de Trabajadores del IESS. Tendrá seis torres, de siete pisos cada una, y hasta un helipuerto. Contará con 550 camas, 20 quirófanos y podrá atender a más de un millón de pacientes.

Ofertará 26 especialidades médicas en 105 consultorios polivalentes. Además tendrá 30 camas de cuidados intensivos, 12 camas en una unidad de quemados, 78 en emergencias y 12 sillones para hemodiálisis, con posibilidades de extenderse a 110 sillones.

En cuanto esté operativo, el presidente Correa aseguró que las derivaciones a clínicas privadas se reducirán. “Este hospital nos cuesta USD 200 millones. Solo el año pasado gastamos USD 750 millones en derivaciones, una cantidad gigantesca; podemos construir casi cuatro hospitales de estos”.

Al inicio de su intervención, y luego de explicar que no hablaría mucho por sentirse enfermo, el mandatario se refirió a la deuda de USD 8 000 millones que tendría el Estado con el IESS.

“Técnicamente podría considerarse así (una deuda). Pero por otro lado también podría considerarse la mejor inversión del IESS. No es que estamos atrasados, son bonos que el IESS compra, con una rentabilidad del 7,5%. Dicho sea de paso, eso es parte de la deuda pública del Estado y viene de nuestra propia plata”.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (6)
No (4)