8 de agosto de 2014 16:49

Rafael Correa defiende campaña oficial de TV cuya suspensión pidió órgano regulador

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 87
Triste 2
Indiferente 4
Sorprendido 14
Contento 0
EFE
Quito

El presidente Rafael Correa defendió hoy (8 de agosto del 2014) la campaña de televisión de la Secretaría Nacional de Comunicación (Secom) cuya suspensión pidió el Consejo de Regulación y Desarrollo de la Información y Comunicación (Cordicom) después de que el canal Ecuavisa se negara a emitirla por entender que desacreditaba a periodistas.

Ecuavisa anunció el sábado que no emitiría los episodios de la campaña 'La ciudadanía le habla a los medios de comunicación', ordenados por la Secom, por considerar que busca desacreditar a medios y periodistas y que afecta el derecho a la honra de las personas.

En una de las piezas de esa cadena, un ciudadano se refiere al presentador del noticiario estelar de ese medio, Alfonso Espinosa de los Monteros y dice que debe retirarse de la televisión debido a su edad.

Tras la petición del Cordicom, el secretario nacional de Comunicación, Fernando Alvarado, pidió disculpas a Espinosa de los Monteros, según reveló el veterano periodista.

Sobre este asunto, el Presidente dijo hoy en una entrevista que en un primer momento consideró que había que pedir disculpas al comunicador "porque es claro que no se puede discriminar por la edad", pero agregó que, al ver los vídeos, no le pareció que hubiera "nada malo" en ellos.

"Lo que se esta haciendo es censura", declaró el Presidente, quien estimó que el ciudadano que aparece en esas piezas "tiene el derecho a decir" lo que piensa del presentador, por lo que consideró "que es una campaña totalmente legitima" y añadió: "yo no veo dónde está el escándalo".

Correa, quien confirmó que se aceptará la "sugerencia" de la Cordicom de suspender la emisión de esos vídeos, señaló que hubiera sido deseable que se hubiera formado el mismo "escándalo" en otro caso reciente, en el que medios de comunicación recogieron burlas hacia el asambleísta oficialista Agustín Delgado, conocido como 'Tin', por sus dificultades al leer un documento en el parlamento.

El mandatario calificó la difusión de estas burlas, así como caricaturas publicadas sobre el tema, como expresiones de racismo (al ser el asambleísta afrodescendiente).

Lo recogieron "enseguida periodistas odiadores, politiqueros disfrazados de periodistas" que querían "mostrar su racismo y su odio al Gobierno a través del Tin", aseguró Correa, quien criticó la "doble moral" que, según él, encierra tal actitud de parte de los medios.

El mandatario, por otra parte, defendió la campaña 'La ciudadanía le habla a los medios de comunicación' como un instrumento necesario para hacer frente a "la arremetida de una prensa que ha estado acostumbrada a hacer política, a poner y sacar presidentes" y que ha traicionado "su rol de informar".

"Esta gente opina, gesticula, rechaza, está haciendo política y mientras haga política tendrá respuestas políticas", aseveró Correa al indicar que se debe debatir "si son periodistas o son políticos, si son presentadores de noticias o son opinadores y con gran sesgo político".

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)