20 de July de 2011 00:01

‘Los transportistas no paran y son groseros’

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Testimonio. Verónica Suárez.

El tránsito no ha mejorado en nada, más bien se ha deteriorado un montón desde hace unos 15 años.

Las vías están en mal estado y eso es parte del problema, pero la repavimentación no es la única solución. Una ayuda real para la ciudadanía sería que haya un concepto de transporte público y no masivo, como ahora se piensa acá. La idea es que la gente pueda transportarse de una manera adecuada y digna.

El sistema que hay no es como para poder llevar a una persona de una edad avanzada o a niños pequeños, por ejemplo. No hay dónde sentarse, no es seguro, los buseros manejan muy mal.

Es un problema. Normalmente, voy del centro-norte al norte de la ciudad y creo que los sitios más complicados son las avenidas De los Shyris, Eloy Alfaro, Japón, Naciones Unidas y Gaspar de Villarroel. Cuando tengo pico y placa dejo el carro en la casa, pero no puedo salir y tomar un bus, porque no es adecuado para mis niños, por más que lo intento veo mucho irrespeto.

Los transportistas no paran, son groseros, van muy rápido y no está bien. A veces prefiero no salir o caminar. Tomo taxi también, pero algunos no ponen taxímetro, otros le cobran una tarifa excesiva o no paran.

Las obras deben ser planificadas, parece que eso no se hace. Además, creo que para mejorar el tránsito, todos debemos manejar con respeto a los otros conductores y a los peatones, solo así mejorará la convivencia.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)