24 de June de 2010 00:00

El taxímetro no se enciende en la noche

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Redacción Quito

¿Trabaja con taxímetro? “No señor, solo hasta las 20:00”. Esa fue la respuesta del taxista Eduardo Arguila, quien suele trabajar por las noches en el sur.A las 20:30 del martes, decenas de taxis amarillos y carros particulares con un letrero de taxi en su parabrisas hacían fila en la parada de buses, frente al centro comercial El Recreo, en el sur.

Antes de abordar un taxi amarillo o un ejecutivo, los usuarios averiguaban, por la ventana, el precio de la carrera.

María Belén León, una usuaria, aseguró que las veces que se ha subido a un taxi en las noches nunca le han puesto taxímetro.

Ella explicó que prefiere llamar a una empresa de taxis ejecutivos, que trabajan con taxímetro las 24:00.

Miguel Paster tampoco ha visto un taxímetro encendido en los carros que ha utilizado en las noches. Antes de subirse a una unidad, él prefiere negociar el precio de la carrera. “Algunos son muy abusivos. Por un recorrido que cuesta USD 9 con taxímetro, pasadas las 20:00, quieren cobrar hasta USD 20.Arguila justificó el incremento de las tarifas por el riesgo a robos a los que están expuestos los choferes. Además, explicó que durante la noche los taxis ruedan sin pasajeros por más tiempo.

“Pero no todos exageramos con los precios. Yo cobro USD 0,40 por kilómetro recorrido”. Esto es USD 0,10 más que la tarifa nocturna establecida por la Comisión Nacional de Tránsito.

Claudio Silva, taxista de la Cooperativa El Ejido, reconoce que hay compañeros suyos que recargan los precios. A él mismo, un taxista de la Cooperativa Aeropuerto le pidió USD 25 por llevarlo desde la terminal aérea hasta la Villa Flora, a las 23:00.

“Por suerte hubo otro compañero que me cobró USD 6”.

El taxista reconoció que las arbitrariedades de algunos choferes afectan a la imagen del gremio. “Los pasajeros empiezan a desconfiar del servicio por los abusos y se pierden clientes”.

Silva explicó que para controlar este tipo de irregularidades son necesarios los controles internos en cada cooperativa.

En el caso de la Cooperativa El Ejido, las denuncias de los usuarios pasan a una comisión de control. Si se comprueba, el dueño de la unidad es sancionado.

A las 21:15, Flor Martínez intentaba tomar un taxi en el CCI, sin éxito. Una unidad de la Cooperativa El Batán accedió a llevarla a Carapungo por USD 7. “Con taxímetro esta carrera cuesta USD 5”, dijo.

Abdón Gómez, usuario del servicio, también se quejó por la falta de control de la Policía.

Juan Zapata, vocero de la Policía, aseguró que los controles son regulares. Según los registros policiales, en lo que va del año se han emitido 1 101boletas de citación a taxistas que no usan o adulteran el taxímetro, en Quito.

Zapata añadió que para mejorar el control hace falta que la gente se acostumbre a exigir el uso del marcador electrónico o denuncie al 101.

Ayer se emitió una disposición para movilizar agentes de Tránsito para atender este tipo de denuncias, las 24 horas.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)