9 de September de 2012 01:50

Los incendios afectaron a militares y policías

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

La declaratoria de emergencia, que rige desde el viernes, no apagó los incendios. Ayer, al menos nueve siniestros de gran magnitud se registraron en Quito.

Pero el Cuerpo de Bomberos contabilizó 21 hechos e incluyó a los de menor volumen.

Hasta la 17:00, los bomberos acudieron a Guápulo, al valle de Los Chillos, Monjas, El Panecillo, Martha Bucaram, Guangopolo Auqui-Lumbisí y Zámbiza. Luego llegaron a La Marín (centro de Quito), pues las llamas se iniciaron a la altura de la av. Pichincha.

Las primeras alertas del día se dieron a las 06:00. A esa hora se reportó que el fuego en el cerro del Auqui, (Lumbisí) se reactivó.

En el sitio estaba desplegados militares, las policías Nacional y Metropolitana. Además, bomberos de Baños y Ambato.

A las 11:00, los cuerpos de socorro combatían simultáneamente cuatro incendios forestales en Monjas, valle de Los Chillos, Zámbiza y el cerro Auqui.

Los militares y policías resultaron con quemaduras leves y ampollas, debido a que no contaban con el equipamiento necesario.

Muchos se encontraban en camiseta, no tenían overoles ni cascos ni mascarillas. Cristian Rivera, paramédico de Samur que ayudó en dos casos, indicó que ellos eran los primeros atendidos por asfixias y quemaduras.

Desde el 1 de junio se han registrado 2 053 incendios forestales en el Distrito. Estos han destruido 1 154 hectáreas de vegetación y bosques. Con la declaratoria de emergencia, 150 militares, 100 elementos de la Policía Nacional, 100 de la Metropolitana y 50 bomberos de otras ciudades colaborarán en la emergencia.

Los fuertes vientos son la principal causa para que los incendios se propaguen con facilidad.

Según el pronóstico del Instituto Nacional de Meteorología e Hidrología, el clima en la ciudad, al menos durante los próximos cinco días, se mantendrá igual.

Según el técnico Fabián Salas, los vientos son fuertes y se desplazan a un promedio de 10 y 20 kilómetros. Otra de las características es que el ambiente está seco y hay poca humedad. Además, la temperatura máxima es de 24 grados y la mínima es de 11.

Pasado el mediodía, otros tres incendios volvieron a alertar a los Bomberos. A las 12:40, el fuego se hizo presente en Guangopolo, cerca de la Central Termoeléctrica. Las tareas se concentraron en evitar que las llamas llegaran a la Central, porque había tanques de combustible. A las 16:00, continuaban las tareas de enfriamiento. Un poco antes, columnas de humo alarmaron a los vecinos de El Panecillo. El fuego consumió la vegetación de la parte este.

Las llamas alcanzaron hasta 1,5 metros de altura y llegaron al mirador. A menos de 100 metros del incendio había casas.

El paso a peatones y conductores se restringió. Pero una hora y 45 minutos después, el fuego fue sofocado por los socorristas.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)