Falta señalización en tramo reparado

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Redacción Quito

El retiro del parterre central de la av. General Rumiñahui, desde el puente del Colegio G. Farina hasta El Triángulo de San Rafael, generó diversas reacciones entre conductores y peatones.

La obra formó parte de la repavimentación de 2,7 kilómetros de esa arteria vial que une al centro de la capital con Los Chillos. Sin embargo, en gran parte de la intervención todavía no se completan los trabajos de señalización.

Para Lenin Enríquez, quien diariamente transporta mercadería desde Quito a distintos puntos de Sangolquí, Capelo y El Tingo, esta medida es positiva ya que amplió el espacio de circulación vehicular. Aunque reconoció que aún hace falta que se señalice la calzada. "La vía ya está en buenas condiciones. Ahora deben incluir las líneas de separación de carril", comentó.

Francisco Sotomayor, otro conductor, cree que el retiro no incidirá demasiado en el tránsito de la zona. "Si más adelante siguen los trancones, no servirá de nada que ya no esté el parterre".

Para Marcela Oña, quien labora en un local de venta de comida de San Rafael, en cambio, el retiro del parterre complicó el cruce peatonal en el sector. Esto se dificulta aún más ya que todavía no están trazados los pasos cebra en las intersecciones de la avenida. "Nos toca torear a los carros para ir a la vereda de enfrente", aseveró.

Oña no duda en decir que en la obra no se tomaron en cuenta las necesidades y la seguridad de los transeúntes y solo se pensó en los conductores. La Municipalidad del cantón Rumiñahui informó que con el retiro del parterre central se buscó ampliar la vía con un carril adicional. Con esto se pretende mejorar el flujo vehicular tanto a la entrada, como a la salida de El Triángulo.

Al mediodía de ayer, Paúl Chávez trató de cruzar al otro lado de la av. General Rumiñahui, a la altura de la calle Isla Baltra. El joven, de 23 años, debió aguardar en el medio de los autos hasta que el tránsito esté más ligero.

A pocos metros del sitio donde Chávez cruzó, hay un puente peatonal que es utilizado en su mayoría por estudiantes del Colegio Geovanny Farina. Sin embargo, el peatón indicó que no acostumbra a utilizarlo para ahorrar tiempo.

Según José Segovia, director de Fiscalización del cantón Rumiñahui, la próxima semana se completarán los trabajos de señalización a lo largo de los 2,7 kilómetros de vía intervenidos.

El funcionario agregó que se laborará solamente en horario nocturno para no incidir en la movilidad de esa parte de San Rafael. Según datos del Municipio de Rumiñahui, diariamente, por la av. General Rumiñahui circula un promedio de 60 000 vehículos.

Las obras en la avenida
La intervención, que comprendió el tramo desde el puente del Colegio Giovanny Farina hasta el Centro Comercial San Luis Shopping, en ambos sentidos, se inició el 18 de noviembre pasado.

Adicionalmente, como parte de la obra, se realizaron trabajos de repavimentación en la avenida San Luis y en la calle Santa Clara.

Los trabajos comprendieron el fresado o retiro de la capa asfáltica antigua para, posteriormente, colocar una nueva. Falta completar la señalización horizontal en la vía.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)