18 de June de 2012 00:01

Poco espacio para dejar las bicicletas

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Por la calle Chile y Cuenca, en el Centro de la ciudad avanza con rapidez Guillermo Granja. Viste un jean azul, casco y una chompa negra que combina con el color de su bicicleta. Él trabaja entregando ejemplares de revistas y libros culturales en cinco de los 25 museos que forman parte de la Red de Museos del Centro Histórico

Desde hace tres años se moviliza en bicicleta. Para él, uno de los problemas que a diario enfrentan los ciclistas es la falta de sitios seguros para parquear su medio de transporte. “En el espacio donde se aparca un auto entran 12 bicicletas”, comentó.
Si bien, en septiembre del 2010 el Municipio habilitó cicloparqueaderos en espacios públicos, como plazas y parques, Granja asegura que estos sitios no son seguros y son subutilizados.

Instituciones privadas, como bancos, restaurantes y algunos museos, no cuentan con sitios para que los ciclistas se estacionen y realicen sus trámites. La solución es dejar la bici en un cicloparqueadero, comentó Jorge Nicolalde, policía metropolitano.

En el caso de las dependencias Municipales, como el Cabildo, sí los hay. En el pasillo de la Alcaldía hay siete parqueaderos para bicis. Las personas que llegan en ese medio de trasporte deben registrarse en la puerta y estacionar su bicicleta en la parte posterior, junto a los ascensores.

A las 10: 00 del pasado jueves, todos los espacios estaban ocupados. Marco Tapia llegó desde el sur de la ciudad para preguntar sobre los requisitos necesarios para obtener un permiso de funcionamiento para un negocio de comida, que espera instalar en los próximos meses, en la Villa Flora.

Él desconocía de la existencia de este parqueadero. Al preguntarle al guardia de seguridad si podía ingresar con su bicicleta se le informó que hay estacionamientos y que cuentan con seguridad. “ Los parqueaderos para bicis son igual de importantes que los espacios destinados para los vehículos, deberíamos poder dejar nuestras bicis en cualquier parqueadero”, contó, mientras desabrochaba su casco.

Esta opinión es compartida por Gabriela Echeverría, ciclista urbana. Ella pedaleó desde el Condado hasta el Centro de la urbe.

Por vacaciones, decidió buscar cursos de verano de danza o de teatro. Una amiga le recomendó un sitio en La Ronda. Ella necesitaba dejar su bici en algún sitio.

“Las calles y las aceras son estrechas. Lo ideal es recorrer el Casco Colonial caminando, pero no me arriesgo a dejar mi bici en un cicloparqueadero”, comentó.

A diferencia de Tapia, Echeverría no corrió con la misma suerte para encontrar un sitio y guardar su bicicleta. Ella circuló por la calle García Moreno, hasta llegar a la intersección de las calles Mejía y Benalcázar, ahí se ubica uno de los seis parqueaderos municipales, el Cadisan.

En la recepción, la persona encargada de la recaudación le informó que el estacionamiento no cuenta con espacios para bicicletas. La pregunta de la joven de 29 años fue: “¿Puedo dejar la bici en el sitio destinado para las motos?” La respuesta fue negativa. La ciclista montó su medio de transporte y se alejó por la calle Benalcázar.

Luego de la muerte de Salomé Reyes, los ciclistas exigieron a las autoridades que los protegieran y mejoraran su circulación.

El pasado 30 de abril se reunieron con el alcalde Augusto Barrera. Allí acordaron siete puntos en su beneficio. El segundo hace referencia al diseño de un plan de mejoramiento y ampliación de la infraestructura. Incrementar la cantidad de ciclovías y lugares seguros. Belén Cuesta, de Ciclópolis, comentó que para un ciclista el ingreso al Centro es difícil. “No hay ciclovía y los parqueaderos no son seguros”, aseguró.

Frente a esto, la Gerencia de Estacionamientos Municipales, entidad encargada de administrar los seis parqueaderos que hay en el Centro (San Blas, Cadisan, Montúfar, La Ronda y dos en El Tejar) informó que en dos meses se instalará la infraestructura necesaria para que en estos sitios se puedan guardar bicicletas.

Los estacionamientos

Dentro del Plan de Movilidad del Distrito Metropolitano, el presupuesto estimado para la implementación de cicloparqueaderos es de USD 590 000.

En toda la ciudad se han construido 45,88 kilómetros de ciclorrutas, sitios en los que existe un promedio de 300 espacios de estacionamiento.

En el Centro Histórico hay 12 espacios públicos para parquear bicicletas. Están en las plazas de Santo Domingo y San Francisco.

La Ordenanza 221, encargada de regular el sistema de estacionamientos, asegura que toda persona podrá hacer uso del sistema de estacionamientos. No hace diferencia entre vehículos, motocicletas o bicicletas. El servicio de estacionamiento de bicicletas está exento del pago.

Punto de vista

Camilo Hurtado / Ciclista
‘Los parqueaderos son fundamentales’

A diario me movilizo en bici desde mi casa, en el valle de Los Chillos, hasta la Universidad. Ahí hay espacios seguros para estacionarse. El problema es cuando salgo de paseo o a realizar algún trámite. Muchos de los restaurantes o bares del sector de La Mariscal no tienen espacios adecuados para la bici, y en los estacionamientos públicos o privados se ríen cuando les preguntas si puedes dejar la bici. La gente no entiende que la bicicleta es un importante medio de transporte. Las autoridades incentivan su uso, pero no te dan herramientas para hacerlo.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)