27 de April de 2012 00:02

El corredor empieza a operar sin pasajeros

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

A lo largo del carril exclusivo , que atraviesa por la av. Mariscal Sucre, había señales con pintura blanca, que decían: “Solo bus”. En las paradas, el movimiento de personal de limpieza, guardias y técnicos era intenso ayer.

Las cabinas de atención y la mayoría de máquinas recaudadoras estaban instaladas. Ayer, en el sector de los túneles, también se armaban dos paradas desmontables. Una estaba en la calle Necochea y Miller y otra, en la entrada sur del túnel de San Roque.

Este sábado está previsto que se inicien las operaciones del Corredor Sur Occidental. Durante dos semanas, 16 buses tipo con puerta izquierda cubrirán la ruta entre Quitumbe y el Hospital Carlos Andrade Marín. Circularán sin pasajeros. Según la Secretaría de Movilidad del Cabildo, el fin es que los choferes se familiaricen con la infraestructura de las paradas y las señales de tránsito.

Una vez que se inicie la operación definitiva, a la terminal de Quitumbe llegarán tres rutas de alimentadores (17 buses) desde Los Cóndores, La Merced y Cornejo. Otros 229 buses, de 21 líneas de transporte, se enlazarán al corredor exclusivo a través de ramales. Es decir, saldrán desde sus paradas habituales y mantendrán sus recorridos. Pero cuando lleguen a la av. Mariscal Sucre ingresarán al carril exclusivo, sin necesidad de que los pasajeros tengan que realizar transbordos.

Para Luis Herrera, pasajero, la utilización de las paradas fijas podría mejorar el tiempo de viaje. Actualmente, entre La Santiago y el Estadio Olímpico hace hasta una hora de viaje. “En la hora pico es más tiempo”.

Entre el sector de La Santiago y Miraflores, la unidad 830 de la Cooperativa Latina, ayer, se detuvo 16 veces para dejar y recoger pasajeros. Con el funcionamiento del corredor, el conductor de este bus solo se hubiese detenido en 11 ocasiones, en el mismo trayecto. José Castellano, dueño y chofer del bus, aseguró que los socios de la compañía de transporte recibieron una charla sobre la operación del corredor.

“Aún no han confirmado el día y la hora para empezar a trabajar en la vía exclusiva”.

Para Karla Jama, pasajera, la utilización de las paradas fijas ordenará el servicio de transporte, reducirá las demoras innecesarias y, en otros casos, los correteos entre conductores. Otra de las preocupaciones de Herrera es por la escasa señalización para la circulación de los transeúntes. En la mayoría de paradas no hay semáforos peatonales en las entradas y salidas. “Se debe pensar en construir nuevos puentes peatonales”.

Para Castellano, el modo de trabajo cambiará en otros aspectos. “Todo el dinero de los pasajes irá a un fondo común y de eso se empezará a pagar sueldos fijos a los conductores. También tendrán afiliación al Seguro Social”. Las paradas para timbrar la tarjeta en los controles a lo largo de la ruta también desaparecerán.

El corredor funcionará entre las 05:00 y las 22:30 y atenderá una demanda de aproximadamente 220 000 pasajeros diarios. Habrá integración física y tarifaria con el Trolebús y el Corredor Sur Oriental, en la terminal de Quitumbe.

En el sector de los túneles, también se implementarán cambios en la movilidad. Los contraflujos que se realizan en las horas pico de la mañana y de la tarde serán eliminados, una vez que opere completamente el corredor. Estos se implementaron en el 2006, entre la av. Rodrigo de Chávez y la av. Universitaria, debido a la saturación de este tramo de la vía. Por la av. Mariscal Sucre actualmente circulan 30 000 carros a diario.

Además, entre la av. Rodrigo de Chávez y Miraflores, solo uno de los dos carriles, en cada sentido, quedará habilitado para la circulación de carros particulares. Por el otro solo circularán los buses tipo que operan en el corredor.

Una línea continua amarilla y letreros pintados en el carril izquierdo (en ambos sentidos) a lo largo de la Necochea y Mariscal Sucre indican la exclusividad del carril. Para Rubén Bastidas, la reducción de vías para el transporte privado, más la eliminación de los contraflujos podría generar dificultades en la movilización.

Para los choferes particulares, la salida es buscar una ruta alterna o desviarse hacia otros sectores como el Centro y El Trébol.

“En los túneles se debe mantener el carril compartido. Las rutas alternas por La Colmena y el Centro no son una alternativa porque en las horas pico también son vías congestionadas”, acotó Bastidas.

La Policía prepara un operativo especial para regular los desvíos.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)