5 de July de 2010 00:00

La basura se acumuló ayer en el sur de Quito

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Redacción Quito

El problema de la basura persiste en la ciudad. La mañana de ayer, varias calles de Solanda, La Ecuatoriana, Martha Bucaram y Quitumbe, en el sur, lucían con desechos en esquinas y parterres.A cinco días de que la Empresa Metropolitana de Aseo (Emaseo) retomara la recolección en el centro y sur de Quito, los vecinos aún no se adaptan a los nuevos horarios y frecuencias.

Marisol Alcívar, a cargo del Comedor Manaba, ubicado en la Mariscal Sucre, sector de la Terminal Quitumbe, se mostró indignada. El carro recolector no había pasado hasta las 10:30 y frente a su negocio se habían acumulado una decena de fundas. El mal olor rodeaba el lugar.

“El recolector no vino. Antes, todos los domingos pasaba puntual, a las 08:00. Y ahora tengo este montón de basura al frente. Me tocará cerrar el negocio porque nadie viene debido al mal olor”.

Días atrás, en este lugar, Emaseo dejó un cartel en el cual se alertaba sobre las nuevas frecuencias de recolección. Ayer el aviso ya no estaba. Alcívar sí conocía sobre la línea gratuita 1800 456789 que recibe las denuncias, pero aseguró que no llamará, puesto que dos vecinos le contaron que nadie contesta el teléfono.

Los desperdicios estaban desperdigados en los alrededores de la cancha de fútbol de la Cooperativa 14 de Enero, entre las calles Paquisha, Yantzaza y av. Ajaví. Los perros callejeros rompían las bolsas con desperdicios.

Martha Quinatoa, propietaria de Legumbres Marthita, estaba preocupada porque el recolector, que los domingos pasaba máximo hasta las 07:30, ayer no llegó hasta las 11:00. “Me tocará guardar la basura del negocio y sacarla cuando el camión llegue”.

Samuel Robalino, gerente de Operaciones de Emaseo, señaló que los domingos no habrá recolección. Porque todo tiene un horario y frecuencia. Aseguró que la recolección será interdiaria. Martes, jueves y sábados y otro turno de lunes, miércoles y viernes.

En el momento, según explicó Robalino, trabajan 36 recolectores en el sur y centro de la ciudad, área donde antes operaba el consorcio privado Quito Limpio. La recolección se divide en dos turnos: 19 carros trabajan desde las 20:00 hasta las 05:00.

Según el funcionario de Emaseo, lo ideal sería trabajar hasta las 03:00, “pero como estamos en pruebas de operación y reconociendo los recorridos, el trabajo se demora más”. El segundo turno va de 07:00a 14:00. En ese turno se trabaja con 17 vehículos. En cada carro trabaja un chofer y tres ayudantes. “Los ciudadanos deben acloparse a los horarios”.

El problema de las frecuencias también se evidenció en el extremo sur de Quito. Norman Jaramillo, quien reside en la av. Ecuatoriana, estaba molesto.

En medio del césped crecido del parterre, frente a su vivienda, se encontraban las bolsas de basura. Los perros callejeros esparcían los desperdicios.

“El camión pasaba hasta las 09:00, ahora lo escuchamos en la madrugada. No puedo salir a esas horas por seguridad”. Pero reconoce que falta cultura de la gente por mantener las calles limpias.

Efigenia Sánchez, otra moradora, en cambio, extraña escuchar la bocina del camión, que al menos alertaba su paso. “No sé por qué cambiaron de empresa (de recolección), estábamos bien, ahora tenemos estos problemas que pueden generar enfermedades”.

Hasta las 11:00 de ayer, las calles del barrio Martha Bucaram lucían sucias. Uno de los puntos más afectados por la basura fueron la José M. Proaño, 8 de Febrero y la Oleoducto. Los moradores desconocían si el camión pasaría en el transcurso de la jornada dominical o al día siguiente.

Según Emaseo, el primer día de recolección se levantaron 650 toneladas de basura, en el centro y sur. 250 en la noche y 400 en el día. De acuerdo con los datos de Quito Limpio, el privado recolectaba 750 al día en esa misma área.

Barrera: boicotean a Emaseo

El Alcalde de Quito afirmó que está indignado por un posible boicot al trabajo que realiza la Empresa Metropolitana de Aseo en el sur y centro de Quito, desde el jueves pasado. “No puede ser que a alguien se le ocurra boicotear el trabajo de Emaseo, porque eso es atentar contra la ciudad”.

El Burgomaestre afirmó que Emaseo tiene que presentar un informe de lo que sucedió durante las dos primeras noches de recolección de basura.

No descartó que se iniciarán procesos judiciales en contra de los posibles autores del boicot. “Es infame que se hayan encontrado miles de fundas de basura rotas y la basura desperdigada, aquí hay un trabajo intencionado de un enemigo de Quito que quiere afectar la recolección en la ciudad”, dijo.

El Alcalde también indicó que ha pedido a la Policía Nacional que se refuerce la vigilancia en aquellas zonas donde se han presentado estos problemas.

El gerente de Operaciones de Emaseo Samuel Robalino informó que para hoy se tendrá listo un informe detallado sobre la cantidad de toneladas que se recogieron durante la primera semana de trabajo. Asimismo, afirmó que estudiarán la posibilidad de trabajar en un turno doble para recolectar la basura en el sur.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)