11 de December de 2011 00:23

El ajuste predial será progresivo

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

En segundo debate, el Concejo Municipal aprobó la reforma a cuatro ordenanzas que regulan el cobro de impuestos. Una quinta, sobre el impuesto a los vehículos, fue retirada del debate edilicio. El alcalde Augusto Barrera dijo que no habrá modificaciones para el siguiente año en la recaudación por el rodaje vehicular.

Los cambios en las ordenanzas para la revalorización de los predios urbanos y rurales consisten en la actualización del valor del metro cuadrado y en la fijación de valores de construcción.

Eso permitirá que una persona sepa el valor real de un inmueble. También se estableció que la aplicación sea progresiva durante 6 años. Así el impacto será mínimo o nulo para cerca del 75% de los estratos medios y populares, señalaron las autoridades.

La exoneración se concedió a los predios valorados hasta en USD 6 600, que son alrededor de 56 000 en el Distrito Metropolitano. En las propiedades valoradas en hasta 20 000, el impuesto será modificado de 0,5 a 5%.

Según las valoraciones presentadas por Rubén Flores, administrador general del Municipio, el 75% de los predios, que equivale a 504 000, no tendrá un incremento mayor a USD 4 en el impuesto anual. El 25% restante, propiedades más caras, sí tendrá modificaciones considerables.

Por ejemplo, una casa ubicada en el sector de La Vicentina, en el centro, valorada en USD 44 556, paga 12, 25. Con la nueva valoración el avalúo subirá a los USD 50 448 y pagará 17,35 de impuesto predial.

Asimismo, una vivienda del sector Quito Tennis, en el norte, valorada en USD 171 556 paga ahora 172, 71. Con la reforma, el avalúo será de USD 220 888 y el impuesto predial se incrementará a 365,22.

Según datos de la administración municipal, el 20% de predios tiene avalúos actualizados y el 80% represados desde el 2005. Esto genera que a veces en un mismo edificio haya un avalúo en un piso y otro en el siguiente.

Con 11 votos a favor y tres en contra se aprobaron las reformas a las ordenanzas, el viernes en la tarde. En ellas se incluyeron aportes de los concejales en el taller realizado el pasado miércoles.

Con 45 minutos de retraso se inició el debate final del informe de reforma de ordenanzas y el presupuesto presentado por la Comisión de Presupuesto y Finanzas, presidida por la concejala María Sol Corral.

La demora la causaron los concejales de oposición Dénnecy Trujillo, Fabricio Villamar, Marco Ponce, Macarena Valarezo y Manuel Bohórquez, quienes se reunieron antes de ingresar a la sala de sesiones del Concejo.

El edil Norman Wray manifestó que él no participó en esa reunión y que permaneció en su despacho antes de ingresar al Pleno, al igual que su par independiente, Eddy Sánchez.

La sesión, presidida por el alcalde Barrera, contó con la presencia de los concejales Freddy Heredia, Manuel Bohórquez, Luisa Maldonado, Marco Ponce, Eddy Sánchez, Dénnecy Trujillo, Patricio Ubidia, Macarena Valarezo, Norman Wray, Jorge Albán, Fabricio Villamar, Elizabeth Cabezas y María Sol Corral.

Fabricio Villamar, quien fue uno de los más críticos de las reformas durante el proceso de debates, votó a favor en la segunda y definitiva instancia.

Punto de vista

Hérmel Flores/ Cámara de la  Construcción

‘La construcción será afectada’

La revalorización de los predios está bien que se haga. En Quito aún hay edificaciones que no están catastradas. El Municipio necesita contar con la actualización del catastro municipal, como herramienta, no solo para el cobro de impuestos, sino para el desarrollo de la ciudad. Como Cámara apoyamos esa decisión. Pero estamos en desacuerdo con el incremente del 0,5 al 4% del impuesto de la utilidad y plusvalía.

Esto es negativo para el sector de la construcción, porque  tiene un margen de utilidades de entre el 5 y 10%, que se los obtiene en los 2 años en que se consolida la venta de un proyecto inmobiliario. Ahora cuando se desarrolle un proyecto se va a considerar el pago del impuesto a la utilidad.

El costo de las construcciones lo pagará la ciudadanía. No habrá más  desarrollo de proyectos.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)