9 de enero del 2015 00:00

El Quito viejo gusta, pero también el moderno

Según la editorial internacional Lonely Planet, Quito se divide entre lo muy antiguo y lo muy moderno. También destaca los paisajes naturales y la oferta del Centro Histórico. Foto: Vicente Costales/ El Comercio

Según la editorial internacional Lonely Planet, Quito se divide entre lo muy antiguo y lo muy moderno. También destaca los paisajes naturales y la oferta del Centro Histórico. Foto: Vicente Costales/ El Comercio

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 5
Indiferente 0
Sorprendido 1
Contento 66
Isabel Alarcón
Redactora (I)
ialarcon@elcomercio.com

La inclusión de Quito dentro de los 10 destinos que deben visitarse este año genera compromisos entre los sectores vinculados con el turismo. La revista Lonely Planet se refiere al encanto colonial del Centro Histórico, a la modernidad de algunas edificaciones y a sus ofertas gastronómica y cultural.

Es una de las mayores guías de viajes que colocó en segundo puesto a la ciudad, luego de Kotor (Montenegro) y antes que Dublín (Irlanda), Georgetown (Malasia), Rotterdam (Holanda), Mumbai (India), Fremantle (Australia), Manchester (Inglaterra), Nashville (EE. UU.) y Roma (Italia). Según la publicación, Quito ofrece opciones que permiten que tanto los turistas que prefieren la comodidad y los lujos, como quienes optan por la aventura, se sientan satisfechos.

La guía también rescata la oferta hotelera. Establecimientos como el Wyndham Grand Cóndor, que se construye en el Aeropuerto Mariscal Sucre, en Tababela, o la Casa Pérez Pallares, en el centro, son mencionados en el artículo como proyectos novedosos.

Norman Bock, presidente ejecutivo de Hoteles de Quito Metropolitano, explica que el desarrollo de la hotelería en la capital es amplio; las ofertas van desde hoteles boutique que son comunes en el centro o La Mariscal, hasta otros más grandes en el norte de la capital y Cumbayá.

Para Bock, el reto ahora es que el nombre de Quito “continúe sonando internacionalmente”, pero no deja de señalar que aunque hay gran cantidad de turistas que visitan la ciudad, el 2015 reportó una reducción del 7,5% de ocupación en los hoteles, en comparación con el 2014. Esto lo atribuye a la cantidad de opciones informales de hospedaje con las que cuentan ahora los viajeros, las cuales espera sean reguladas.

La gastronomía también se menciona en el artículo de Lonely Planet. David Pico, chef de Zazu, sitio de comida referido en la guía, considera que hay una nueva generación de chefs que está tomando conciencia y trabajando para difundir la comida nacional, tarea que la seguirá haciendo.

Entre las experiencias que “cambiarán la vida” del viajero que llegue a Quito está la ascensión en el Teleférico, la visita al volcán Cotopaxi, al Palacio de Gobierno y el recorrido en la Capilla del Hombre.

Jacobo Herdoíza, secretario de Territorio, Hábitat y Vivienda del Municipio de Quito, asegura que esta nominación se debe a tres factores que son: un centro histórico vibrante, la localización de la urbe en la Mitad del Mundo y su rica topografía.

Herdoíza explica que la capital se caracteriza por tener uno de los centros históricos más grandes en América, por donde transitan cerca de 450 000 personas cada fin de semana.

También, que en la última década, la arquitectura contemporánea quiteña “ha tenido un florecimiento”, con estilos internacionales, que la han convertido en un producto de exportación. El siguiente paso, para él, es reforzar otros barrios como La Floresta y La Mariscal como puntos turísticos. Hacia eso apuntan la actual administración municipal.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (10)
No (1)