21 de octubre de 2015 17:56

20 proyectos para rehabilitar las vías de la ciudad 

El pavimento de la av. Cardenal de la Torre, sur de Quito, tiene fisuras y huecos. Foto: PAÚL RIVAS / EL COMERCIO

El pavimento de la av. Cardenal de la Torre, sur de Quito, tiene fisuras y huecos. Foto: PAÚL RIVAS / EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 100
Triste 0
Indiferente 1
Sorprendido 2
Contento 0
Mayra Pacheco

La época de verano quedó corta para intervenir las vías que están en mal estado, en el área urbana. En un recorrido realizado, el fin de semana, se identificaron 16 calles y avenidas con la calzada en mal estado: baches, grietas o desniveles.

En el resto de la urbe, el estado vial es complejo. La mayoría (64%) está deteriorada: 7 000 de 11 000 calles y avenidas han tenido que ser intervenidas, según la Empresa Pública Metropolitana de Movilidad y Obras Públicas (Epmmop). Alejandro Larrea, gerente, reconoce que antes no hubo plan de reconstrucción ni de mantenimiento vial.

Los conductores, transeúntes y moradores dan cuenta de esta realidad. Un equipo de periodistas recorrió la ciudad e identificó vías dañadas: Cardenal de la Torre, El Sena, Velasco Ibarra, Ladrón de Guevara sur y centro), Vaca De Castro, Luis Tufiño (norte). Estas vías tienen tramos que obligan a que los conductores “toreen” los huecos; en otros casos hay que bajar la velocidad para reducir la vibración y el golpeteo de los carros, cuando pasan por montículos o fisuras.

El verano pasado se realizaron trabajos de bacheo diurno y nocturno y se cambió la capa asfáltica antigua en las zonas más críticas, sostuvo Larrea. Entre agosto y septiembre, dijo, se ejecutaron 20 proyectos. Se intervino en la Logroño; Zamora, José Bosmediano, Molineros, San Ignacio, Humboldt, entre otras. En estas vías, la calzada es regular, pero hay otras vías que requieren atención.

En La Floresta, calles Ladrón de Guevara y Julio Zaldumbide, se divisan parches oscuros del último bacheo. Santiago Guachamín, morador, comentó que en la primera vía se colocó mezcla asfáltica en los huecos hace dos meses. “Esto no aguanta, con las lluvias se forman nuevos agujeros”.

La Ladrón de Guevara tiene también grietas marcadas. Sin embargo, los conductores transitan por esta vía para evitar la congestión vehicular de la av. 12 de Octubre o de la Toledo. En esta zona se maneja a menos de 40 kilómetros por hora para sentir menos los desniveles.

Más al sur, las avs. Cardenal de la Torre, Teniente Hugo Ortiz, Velasco Ibarra y calle El Sena están en malas condiciones. El tránsito de carros pesados y la falta de mantenimiento han complicado el estado de estas vías, que sirven de acceso y salida de sur a norte y viceversa.

En la Quito Sur, entre la av. Ajaví y el redondel del Calzado, los conductores optan por circular por el carril izquierdo de la Cardenal de la Torre, porque es más uniforme. En el otro tiene fisuras y huecos. Marcos Guama, morador, mencionó que a pesar del mal estado, esta avenida no fue intervenida en el verano. Recordó que el último bacheo fue en enero; ahora el pavimento está deteriorado.

El mantenimiento vial se ejecutó según las capacidades de la Epmmop. “Hay un gran porcentaje de calles que no pudimos intervenir, porque tuvimos limitaciones técnicas, humanas, de maquinaria y presupuestarias”, precisó Larrea.

Para Jorge Valverde, experto en suelos, los trabajos realizados son una solución temporal, que podría durar dos o tres años, porque no se intervino en los cimientos (base y sub base).

La Epmmop informó que en esta temporada de lluvias, de octubre a mayo, la ejecución de obras se adaptará a las condiciones climáticas. Según el Inamhi, hasta fin de este año, en promedio lloverá entre 15 y 22 días por mes.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (9)
No (1)