22 de septiembre de 2016 17:20

Proteccionismo comercial de Trump destruiría 4 millones de empleos en EE.UU.

Donald Trump ha ofrecido que si alcanza la Presidencia de los Estados Unidos impondrá aranceles a los bienes y servicios de China y México. La propuesta podría destruir miles de empleos, según el Peterson Institute. Foto: AFP

Donald Trump ha ofrecido que si alcanza la Presidencia de los Estados Unidos impondrá aranceles a los bienes y servicios de China y México. La propuesta podría destruir miles de empleos, según el Peterson Institute. Foto: AFP

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 17
Triste 1
Indiferente 0
Sorprendido 2
Contento 4
Agencia EFE

Las propuestas comerciales de Donald Trump como la aplicación de tarifas a importaciones de China y México, podrían implicar la destrucción de más de 4 millones de empleos en el sector privado del país y provocar una recesión en 2019, según un estudio divulgado hoy 22 de septiembre del 2016 por el Peterson Institute.

"Conjuntamente China y México representan un cuarto del comercio internacional de bienes y servicios de EE.UU. Una guerra comercial como la que propone Trump probablemente enviaría a EE.UU. a una recesión y costaría 4 millones de empleos", aseguró Marcus Noland, economista del Peterson Institute for International Economics (PIIE), un centro de estudios liberal de Washington.

Noland remarcó la aguda interconexión de la economía estadounidense con las de China y México, al citar la importancia china en la cadena de valor de los iPhone o las ventas aeronáuticas, así como de la industria automotriz con el vecino del sur.

El candidato republicano a la Casa Blanca ha apuntado que de llegar a la Presidencia impondría unos aranceles de 45% a los productos chinos y 35% a los mexicanos.

El reporte prevé, en el escenario más adverso, que las medidas de Trump una vez instauradas conllevarían represalias por parte de estos dos países, que darían lugar a una guerra comercial con graves consecuencias económicas. Los sectores más perjudicados serían el aeronáutico, automotriz, agrícola y de plásticos.

En el desglose por estados, Washington, en la costa oeste y donde tiene sus principales instalaciones Boeing, sería el más afectado con una pérdida de 5% de empleos, Massachusetts vería perder 4,9% y California perdería 4,8% de los puestos de trabajo.

Por condados, de acuerdo al estudio, los de mayor impacto serían el de Los Ángeles (176 000 empleos destruidos), el de Cook en Illinois, que cubre Chicago (91 000 empleos menos) y el de Harris en Texas, que cubre parte de Houston (89 000 empleos menos).

"Aunque la política comercial propuesta por Hillary Clinton sería dañina, la política de Trump sería horriblemente destructiva", apuntó Adam Posen, presidente del PIIE en la presentación del informe.

"Su enfoque de alentar una guerra comercial y proteger intereses especiales que no son competitivos serían desastrosos para el bienestar económico de EE.UU.", agregó.

La cuestión comercial se ha convertido en uno de los ejes de la campaña electoral, con ambos candidatos mostrando su oposición al recientemente pactado Tratado Transpacífico, entre EE.UU. y once estados de la cuenca del Pacífico.

Sin embargo, las propuestas de Trump son mucho más agresivas y ha prometido devolver a EE.UU. muchos de los puestos de trabajo que se han trasladado a otros países como consecuencia de la globalización.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (8)
No (2)