12 de marzo de 2018 13:39

#PonleRostroAlaViolencia no fue campaña de feministas de Ecuador

El pasado 8 de marzo se realizó una marcha por el Día de la Mujer. Colectivos como Vivas Nos Queremos Ecuador y #NoCallamosMás rechazaron el anonimato en campañas como Ponle rostro a la violencia. Foto: Diego Pallero EL COMERCIO

El pasado 8 de marzo se realizó una marcha por el Día de la Mujer. Colectivos como Vivas Nos Queremos Ecuador y #NoCallamosMás rechazaron el anonimato en campañas como Ponle rostro a la violencia. Foto: Diego Pallero EL COMERCIO

valore
Descrición
Indignado 5
Triste 0
Indiferente 1
Sorprendido 0
Contento 0
Mariela Rosero
Coordinadora

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Al buscar el blog ‘Ponle rostro a la violencia’, un mensaje indica que ya no está disponible. Pero, en redes sociales, aún se comenta sobre su contenido: traía fotografías tamaño carné y descripciones de 19 hombres, que supuestamente son potenciales feminicidas, de Ecuador.

La acusación se manejó de forma anónima. Y estuvo en el aire justo el anterior jueves 8 de marzo del 2018, Día Internacional de la Mujer. No había ningún testimonio de mujeres o de hombres que se hagan responsables del sitio web.

Una de las causas por las que luchan organizaciones feministas del país es que se termine el feminicidio en Ecuador. En el 2017 hubo más de 100 femicidios, según Geografía Crítica. El colectivo levanta estadísticas sobre mujeres que mueren de forma violenta, asesinadas por sus propias parejas o exparejas. El año pasado indicaron que cada 55 horas muere una mujer. Este año ya llevan la cuenta de 18 casos de femicidio.

Por eso, Vivas Nos Queremos Ecuador ha descartado cualquier vinculación con ese blog. “La campaña ‘Ponle rostro a la violencia’ no es realizada por nuestra plataforma”, señalaron sus integrantes, a través de un comunicado.

Una de sus voceras, Jeanneth Cervantes ha reiterado “escrachear anónimamente no es una estrategia ni una manera de proceder que haga parte de nuestra organización ni de las colectivas que la conformamos”.

Escrachear es una forma de acoso, por la que se busca dejar en evidencia de forma pública a personajes.

Vivas Nos Queremos indicó que su planteamiento político ha sido siempre responsable y ha guardado distancia de acciones reaccionarias y poco reflexivas. Todas sus acciones –recuerdan- tienen su logo y se publican en sus redes sociales oficiales.

“Nosotras siempre damos la cara, ponemos el cuerpo, luchamos, sentimos, organizamos la alegría, la rabia, el dolor y la sororidad desde procesos coherentes basados en asambleas abiertas que construyen diálogo y generan debate responsable”.

Y se puede recordar, por ejemplo, algunas de sus acciones concretas: la marcha del 25 de noviembre, por el Día Internacional contra la Violencia de Género, que ya se ha realizado en dos ocasiones. También se suelen sumar a plantones y otro tipo de concentraciones frente a unidades judiciales, con el hashtag #JusticiaParaVanessa o #JusticiaParaValentina, por ejemplo.

Las voceras de Vivas Nos Queremos sostienen que siempre hacen acciones coordinadas con quienes deciden denunciar la violencia en primera persona, jamás pasan por alto su consentimiento. “Esto es irresponsable e incoherente”.

No son las únicas voces de rechazo a esa iniciativa. En redes sociales se escribieron opiniones como: “esto no es feminismo ni activismo, es atrocidad y difamación”. También se leen algunos mensajes ofensivos: “hasta eso llegaron las feministas de…”.

Por ello para Vivas Nos Queremos, plataforma en donde convergen varios colectivos de mujeres, esta acción es un ataque, un afán de deslegitimar su lucha y las denuncias en primera persona. “Se nota que quienes lo hicieron tienen poca cercanía con las víctimas y sus familias. Postulado contrario a nuestro trabajo y apuesta política”.

Cristina Burneo es catedrática de la Universidad Andina Simón Bolívar y activista feminista. Ella, en sus redes sociales, comentó el hecho. “Las feministas y los activismos no acudimos al anonimato, cuando actuamos. Sea quien sea quien realizó la acción, yo creo que fue un grave error. Pero esto no nos divide, nos hace reflexionar, tomar posición, recular o calibrar, pero siempre, siempre para seguir”.

También otros colectivos como quienes administran la plataforma web #NoCallamosMás se pronunciaron. “No somos ni hemos sido parte de la campaña anónima para supuestamente ‘denunciar’ la violencia, llamada Ponle rostro. Siempre que hacemos una acción tiene nuestra firma, nuestro nombre de campaña. Creemos firmemente que la denuncia pública en primera persona es legítima y lo hemos sostenido a lo largo del tiempo”.

#NoCallamosMás surgió el 18 de enero del 2017, en Facebook. En el espacio se publican testimonios de mujeres que han sido víctimas de violencia y acoso, de diferentes lugares del Ecuador. Fue concebido como un espacio de confianza de las mujeres. La iniciativa también se concretó en México y Chile.

Para las voceras de #NoCallamosMás #Mi PrimerAcoso la campaña de ponerle rostro a supuestos feminicidas no solo les parece irresponsable sino irrespetuosa con las víctimas y sobrevivientes de violencia. “Como lo ha denunciado una de ellas, no se pidió su autorización ni su consentimiento para hacer público el tema. Creemos que esta puede ser una estrategia para deslegitimar las denuncias en primera persona, la lucha en contra de la violencia y el feminismo”.

En una rápida búsqueda por redes sociales se observa que una campaña con un nombre parecido se ha desarrollado en México, en el Gobierno Municipal de Zapopan".

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (5)
No (1)