12 de December de 2012 22:13

Seis candidatos expusieron sus planes políticos

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Los seis candidatos presidenciales mantuvieron la expectativa en el Centro de Convenciones ante más de 1 200 personas, que llegaron para escuchar el debate organizado por la Cámara de Comercio de Guayaquil.

Lucio Gutiérrez (PSP), Álvaro Noboa (Prian), Nelson Zavala (PRE), Guillermo Lasso (Creo), Mauricio Rodas (Suma) y Norman Wray (Ruptura) presentaron su propuestas políticas al país sobre seguridad, pobreza, inversión, libertades, modelo de desarrollo, régimen tributario, etc.

Hablaron para un público diverso integrado por empresarios, académicos, políticos y sus militantes que copaban las partes de atrás y medias del salón de los Presidentes.

Pero el debate también se retransmitió por Telerama y seis emisoras enlazadas y la comidilla estuvo en las redes sociales.  Los gritos y aplausos a momentos debieron ser callados por la moderadora Andrea Bernal. Y el tiempo de tres minutos para cada candidato, en cada uno de los siete temas tratados, se respetó la mayoría de ocasiones, y cuando no  sonó el pito y hasta se dejó sin audio al micrófono del postulante que se sobrepasó.

Rodas y Wray fueron los más incisivos en las críticas a sus compañeros de panel.

El postulante del movimiento de Suma marcó la cancha en su primera intervención. Esta noche van a escuchar dos visiones: el resto de los candidatos que no proponen nada nuevo y mi visión como alternativa visionaria.

Los otros postulantes no retomaron su anzuelo del ataque, a excepción de Wray que a momentos le devolvió las críticas o ironizó con propuestas de Rodas como financiar el programa de empleo joven con la renegociación de la deuda con China. Ahí el candidato de Suma le devolvió la crítica al recordarle que fue parte de este Gobierno, que mantiene al país endeudado con el gigante asiático.

Zavala, a momentos, parecía que estaba en el púlpito de la iglesia evangélica que dirige, pues a cada respuesta apelaba a Dios. Giró su discurso en torno al amor, a la familia hecha por hombre y mujer, y a los valores humanos contra la corrupción.

Noboa era un show aparte y a momentos no se  dedicaba en concretar una respuesta a temas como seguridad, pobreza o libertades, sino que se dedicaba a defenderse de la supuesta persecución.  Puso como ejemplo de progreso a la Alemania de pos guerra y ofreció fortalecer carreras técnicas de los colegios y se jactó de saber “hacer plata, a mí no me gana nadie”.  Menos impuestos y mayor libertad-

Lasso se mostró parco y no reactivo a las críticas directas de Wray de que no es con los “ricos empresarios y banqueros Noboa y Lasso los que sacarán al país de la pobreza”. El candidato de Creo mantuvo su propio esquema y trató de ceñirse a las preguntas.

El ex banquero ofreció la autonomía universitaria, fortalecer la policía, 20 mil más,, control de armas, fuentes de empleo, y apoyo al emprendimiento.

En un tema que coincidieron Lucio Gutiérez y Lasso es reformar el sistema migratorio, controles para el ingreso de extranjeros, aunque el ex presidente de la República fue más insistente en más armas para la defensa.

Rodas fue el candidato que no se quedó solo en la oferta sino que llegó a los cómo hacerlo. Por ejemplo con el crimen organizado propuso una reforma al sistema de incautación de bienes. El libre acceso a internet para todos, que será financiado con la reducción de la publicidad estatal en un 90% y un 70% en los viáticos de los funcionarios públicos.

Wray se centró también en una oferta más inclusiva, para construir comunidades seguras. También de un pacto fiscal que se lograría entre el sector público y privados, fortalecer el emprendimiento colectivo.  Además eliminar la violencia intrafamiliar para llegar a reducir el impacto de la delincuencia. Y criticó “la demagogia” que hubo en el resto de los candidatos.
 
Gutiérrez recurrió a los indicadores económicos de su gobierno para decir que en un eventual triunfo “con Lucio estaremos mejor”.Habló de un plan de obra pública prioritaria, en los primeros meses establecerá lo que falta en Guayaquil y Quito. 

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)