28 de December de 2012 00:03

Los políticos, el blanco central de los ‘viejos’

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

La elaboración de monigotes por fin de año desde hace tres décadas en Quito ha sido una manifestación política desde la ironía, cuyo blanco central han sido autoridades y mandatarios de turno.

Sin embargo, en esta edición, los participantes del concurso de años viejos deben cuidar las formas.

Por iniciativa del Municipio de Quito (liderado por Alianza País) y en la antesala de la campaña del 2013, los participantes del concurso de años viejos en Quito recibieron el pedido de que sus muñecos cuiden de no ser ofensivos, en especial a candidatos.

Este condicionamiento ha despertado las críticas de sujetos políticos y de analistas, quienes consideran que una expresión ciudadana de rechazo y crítica hacia el poder no puede ser regulada.

“El año viejo es una ironía que se hace de los personajes públicos, condensa los elementos que han impactado en la retina de los ciudadanos”, dice el analista Luis Verdesoto. Desde su óptica, la intención de que los hechos políticos no pueden ser interpretados e ironizados atenta contra el derecho ciudadano de la libre expresión.

Dentro del Consejo Nacional Electoral (CNE), que es el organismo encargado de controlar la promoción y propaganda de los sujetos políticos, se desconoce de esta prohibición. Se ratificó a este Diario que desde el Departamento de Control del Gasto Electoral no se ha emitido ninguna prohibición al respecto. Asimismo, en su Secretaría General no existe archivada ninguna disposición, reglamento, instructivo o resolución sobre la regulación de esta actividad.

Esto debido a que el concurso se realizará fuera de la época de campaña electoral y, además, porque el CNE solo puede controlar la promoción en radio, prensa, televisión y vallas, pero no las expresiones de los ciudadanos. Del mismo modo en la delegación electoral del CNE en Pichincha se ratificó la inexistencia de alguna disposición.

El ex presidente del CNE, Omar Simon, ratifica que las alusiones políticas en fin de año son una tradición y que “un año viejo no puede tener un impacto político en la campaña”. Sobre un eventual llamado de atención del CNE a los organizadores del concurso, recuerda que la entidad tiene la potestad de control a la acción de los sujetos políticos, pero no a otro tipo de expresiones ciudadanas. “Hoy empieza el Día de Inocentes y podría ser una inocentada del CNE”, satiriza Simon.

Si bien el Consejo niega la intención de regular los monigotes, ha mantenido un discurso de equidad en los medios de comunicación y también se ha ingresado a controlar la difusión de los contenidos en redes sociales.

Para el analista político Jorge León, la sociedad tiene medios de sátira política y los años viejos han cumplido esa función al final de cada año. Por ello cree que una regulación “constituye un error” que significa hacerle perder el sentido y formalizar una expresión popular, que debería tener “mucha imaginación” frente al poder.

Para los políticos de oposición se trata de una estrategia de las autoridades del Municipio capitalino para impedir que, a puertas del inicio de la campaña electoral, la imagen del Gobierno se empañe. Coinciden en que el 2012 ha sido un año en el cual el régimen de Rafael Correa ha tenido más errores que aciertos. Y por eso creen que el pedido de que los muñecos no sean ofensivos apunta a impedir recordar hechos polémicos.

Entre los casos incómodos para el oficialismo figura, por ejemplo, la valija diplomática que a inicios de año llegó con droga a Milán. También el título falsificado de Pedro Delgado, primo del Primer Mandatario o el préstamo que Cofiec (banco manejado por el Estado) dio al argentino Gastón Duzac, quien todavía no lo ha cancelado en su integridad.

El director del MPD, Luis Villacís, señala que los organizadores no tienen la facultad de poner límites a los participantes. Por eso, anticipa que esta agrupación política que auspicia la candidatura presidencial de Alberto Acosta sí participará, sin ninguna restricción. El emepedismo está preparando un carro alegórico que revelará tres etapas incómodas para el Régimen: la aprehensión de los “10 de Luluncoto”, el título académico falsificado por Pedro Delgado y el caso de la valija con droga.

“Rechazamos la intención de los organizadores de limitar los temas de los monigotes, eso es afectar un derecho humano como la libre expresión y eso no puede reglamentarse, es una grosera intervención”, dice el dirigente emepedista.

Lo que dice la ley

Dentro del Reglamento de promoción y gasto electoral el Consejo Nacional Electoral establece el control en medios de comunicación y en las vallas publicitarias. Las expresiones ciudadanas no están consideradas dentro de las normas.

Luego del feriado de Fin de Año, los ecuatorianos vivirán el inicio de la campaña electoral de febrero del 2013, que arrancará el 4 de enero y se extenderá hasta el 14 de febrero.

Entre los personajes políticos preferidos por los ecuatorianos para quemar en el 2011 figuraron Rafael Correa, su hermano Fabricio y el alcalde de Guayaquil Jaime Nebot.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)