16 de February de 2012 00:01

Nebot mide fuerzas con el Gobierno

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Jaime Nebot demostró ayer que está dispuesto a sacar fuerzas para defender su territorio político. En una audiencia donde se pretendía escuchar a las partes en una pelea por colocar un monumento del ex presidente y ex alcalde, León Febres Cordero, se convirtió en un escenario de agresiones físicas y verbales a los opositores de la decisión del Concejo Cantonal.

El Alcalde de Guayaquil no estuvo en el auditorio de la Corte Provincial de Justicia, pero sus simpatizantes, que llenaron el salón, vivaban su nombre y gritaban su respaldo: “Guayaquil, con Nebot”, “nadie se mete con Guayaquil”, “Guayaquil con León”.

El asambleísta de Madera de Guerrero Andrés Roche dirigió la defensa por colocar el monumento en el barrio Las Peñas, ante la acción de protección que presentó la agrupación de izquierda Diabluma con el apoyo de Juventud Revolucionaria País y respaldada por el Instituto Nacional de Patrimonio Cultural (INPC) que estaba representado, en la audiencia de ayer, por su director regional Esteban Delgado.

Armando Bedrán, abogado de Diabluma, argumentó que el busto de 5,4 metros de altura alteraría negativamente el aspecto del barrio Las Peñas, que el 23 de julio cumplirá 30 años de haber sido declarado patrimonio.

En la mesa principal estaban el juez Octavo de Garantías Penales, Miguel Piedra; Miguel Hernández, procurador municipal; Fernando Rosero (hijo del roldosista del mismo nombre, otrora opositor a Febres Cordero, y Roche.

El legislador llegó temprano liderando un numeroso grupo de hombres fornidos que ingresó luego de que ofreciera a la Policía que no habría ningún problema. El auditorio de la Corte a las 08:00 estaba casi lleno con otros simpatizantes del Municipio y en primera fila las asambleístas Cynthia Viteri y Susana González.

Poco a poco llegaron funcionarios municipales y más personas. Todos coincidían en que la Constitución y el Código de Ordenamiento Territorial garantizan la competencia del Alcalde y el Municipio para decidir en la jurisdicción de Guayaquil, y que el INPC no tiene por qué“meter la mano”.

Los últimos en ingresar fueron unos jóvenes vestidos con camisetas negras y que llevaban un mensaje: ‘No al monumento de Febres Cordero’ . Ellos se ubicaron atrás del salón, pero ahí duraron poco. Los nebotistas los rodearon en sus puestos y les empezaron a gritar. En pocos minutos, los grupos pasaron de los insultos a los golpes, hasta que los Diabluma fueron sacados del salón a empujones y patadas. La Policía no logró evitar la agresión, pese al uso de escudos.

La audiencia se instaló a las 09:00. Diabluma insistió en que el busto se debería instalar en otro lugar que no sea Las Peñas. Bedrán alegó que Febres Cordero no era parte de la historia de Guayaquil en 1982 cuando se declaró patrimonio a Las Peñas.

Roche fue autorizado por el juez para argumentar a favor. “La Constitución del 2008, y el Cootad del 2010 son normas posteriores y superiores a la Ley de Patrimonio Cultural, que no es orgánica y que data del 2004. Por ello no hay duda alguna de la competencia del Municipio”.

Roche arengó en su discurso a los simpatizantes del Municipio, que rebosaban el auditorio: “Tengan miedo mercenarios, al pueblo enardecido”. En una parte de su discurso pidió que se mostrara un video sobre el supuesto financiamiento del Gobierno a los “mercenarios” de Diabluma; y les dijo que “se venden por unas monedas” y les lanzó monedas.

En ese momento los ánimos se caldearon y se produjeron los incidentes en los que Delgado resultó con una herida en la frente. El funcionario dijo luego, en una rueda de prensa en la Gobernación del Guayas, con miembros de Diabluma, que reconocía la potestad del Concejo de Guayaquil de colocar el busto “donde considere, pero no en Las Peñas”.

Dijo además que no descartaba iniciar acciones legales contra quienes lo agredieron y recordó que Nebot les había advertido en una carta que tendrían que “atenerse a las consecuencias”.

Juan Dávila de Diabluma, dijo que “Roche fue el que comenzó todo. Nos tiró monedas y nos injurió diciendo que somos mantenidos del Estado”.

El juez, finalmente, suspendió la audiencia “por falta de garantías” en el salón.

Respaldo al Municipio

Las cámaras  de Comercio, Industrias y Turismo de Guayaquil hicieron ayer “un llamado a los guayaquileños con el fin de respaldar la decisión” del Municipio para erigir un monumento de León Febres Cordero.

La Procuraduría  del Estado se abstuvo de opinar a favor de alguna de las partes y dijo que corresponde a la Corte Constitucional decidir cualquier duda. El servicio de Aduanas dijo que no hay prohibición para impedir la importación del busto. 

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)