2 de October de 2012 00:01

Luto por ex Primera Dama

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 1
Sorprendido 0
Contento 0

Una de las figuras más importantes en el gobierno de León Febres Cordero (1984-1988) fue su esposa, María Eugenia Cordovez Pontón. La ex Primera Dama falleció el domingo, a los 77 años. Su sepelio se realizó en la intimidad familiar.

Cynthia Viteri, actual asambleísta de Madera de Guerrero, la recuerda como una figura muy solidaria y carismática. “En la campaña presidencial, que cubrí como periodista, percibí que por su carisma ella llegó a representar muchos votos a favor de su esposo. Luego trascendió, por su solidaridad, como Primera Dama”.

Pascual del Cioppo, director del PSC en Guayas, lamentó la muerte de Cordovez. “Ya años antes de ser Primera Dama se identificó con el servicio y la ayuda social. Era una mujer muy alegre, con mucho carisma”.

Como Primera Dama presidió el Instituto del Niño y la Familia (Innfa); lideró el Programa de Reducción de la Enfermedad Mortal Infantil (Premi). Concluido el Gobierno, el matrimonio Febres Cordero-Cordovez se disolvió. Sus cuatro hijas fueron: María Eugenia, María Fernanda, María Liliana y María Auxiliadora.

Blasco Peñaherrera Padilla, quien acompañó a Febres Cordero como vicepresidente, no olvida un momento histórico que compartió con la ex Primera Dama.

En 1987, cuando los comandos de la Fuerza Aérea secuestraron a Febres Cordero, en la Base de Taura, Peñaherrera acudió al llamado del Ministerio de Defensa. El Estado Mayor le pedía asumir el poder. Incluso se había redactado un decreto al respecto. Pero él decidió ir a la Residencia para conversar con Cordovez. Él le pidió que se sumara al Gabinete y, con la decisión que la caracterizaba, analizó junto a Peñaherrera la situación de su esposo. El Vicepresidente no asumió el poder, “pues la vida de Febres Cordero corría peligro”, recuerda Peñaherrera.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (1)
No (1)