25 de June de 2011 00:02

La invitación a la relatora de la CIDH le molesta

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Fernando Cordero Cueva, presidente de la Asamblea Nacional.

El pedido de los asambleístas Carlos Montúfar, Cynthia Viteri y Jimmy Pinoargote, de invitar a Catalina Botero, relatora especial para la Libertad de Expresión de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos de la OEA (CIDH), se volvió una piedra en el zapato para los asambleístas de oposición. También lo es para el titular de esa Función del Estado, Fernando Cordero.

Desde que se hizo pública esta petición de los asambleístas, el viernes 17 de junio, el Presidente de la Asamblea no ha tenido una posición clara y definida sobre la presencia de la experta colombiana que trabaja como especialista en el organismo hemisférico.

Cordero, en menos de una semana, ha emitido declaraciones y pronunciamientos sobre este tema que no aportan al debate y a la construcción de una Ley de Comunicación sobre la base de abrir el paraguas a otros sectores de la sociedad civil. Tampoco queda claro si está o no de acuerdo con la presencia de la Relatora.

El pedido de los legisladores, para la presencia de Catalina Botero, tiene su sustento y su antecedente. Botero, como experta de comunicación de un organismo hemisférico, dio su opinión sobre el proyecto de Ley de Comunicación, discutido por la Asamblea Nacional, en diciembre del 2009. En agosto del 2010, envió a la Presidencia de la Asamblea Nacional un comunicado de 18 páginas, con observaciones a ese cuerpo legal. Precisó que son observaciones hechas “a la luz de estándares interamericanos en materia de libertad de expresión”.

Sin embargo, el lunes pasado, ante el pedido de los integrantes de la Comisión Ocasional de Comunicación del Legislativo, Cordero, de plano, rechazó la invitación. Su argumento fue que Botero puede ser veedora desde el sitio en que se encuentre. Pero no necesariamente ser invitada para debatir dicho cuerpo legal. “Porque los legisladores ecuatorianos sí tienen la capacidad de hacer la Ley de Comunicación”.

Añadió: “No creo que necesitemos refuerzos. Pero que nos vigilen, en buena hora, para que no descuide lo que está pasando en el Ecuador, porque aquí vamos hacer una ley que ojalá sea contagiosa para América Latina y para el mundo entero”.

A mediados de semana, insistió en que Botero puede ser veedora y observar el debate sin que, necesariamente, llegue al Ecuador. Las cosas no quedaron allí, sumó más criterios al tema con declaraciones como: “11 miembros de la comisión tienen la capacidad suficiente para elaborar la ley” o “No queremos que nos den haciendo, más bien que nos tomen la lección cuantas veces quieran, que vigilen al Ecuador, que investiguen, que indaguen, que escudriñen, porque aquí estamos convencidos de que vamos a hacer una muy buena ley”.

En Vilcabamba, en la provincia de Loja, el jueves pasado, el Presidente de la Asamblea dio una de sus últimas declaraciones sobre el tema de la invitación a la relatora Botero. Señaló que ella no tiene ninguna potestad para tomar decisiones aquí dentro del país. Que puede dar asesoramiento, pero nada más. Ella es colombiana y no tiene que emitir criterios políticos en Ecuador”.

De esta forma, desconoce el carácter técnico que, a la luz de las normas internacionales, actúa Catalina Botero, como lo ha hecho en otras instancias y foros internacionales en el continente. Lo ha hecho al referirse a la relación Estado, gobiernos, sociedad civil, medios de comunicación y derechos humanos.

Inicialmente, el pedido de invitación a Botero no incomodó a los asambleístas oficialistas que son parte de la Comisión Ocasional, como Mauro Andino, Betty Carrillo, Ángel Vilema y Emilia Jaramillo. Sin embargo, a partir de las declaraciones del presidente Cordero, los legisladores comenzaron a marcar distancias ante la llegada de la funcionaria de la Comisión Interamericana.

La relatora colombiana y la CIDH están abiertas a venir a Ecuador. Eso sí, cuando la invitación del Ecuador se entregue.

¿Quién es?
Fernando Cordero es el actual presidente de la Asamblea Nacional y un importante cuadro del oficialismo. Fue alcalde de Cuenca por dos períodos.

Lo que dijo
'No necesitamos tutora para el debate. Invitarla (a Carolina Botero), para que venga a darnos un jalón de orejas.

Lo que hizo
No tiene un pronunciamiento claro sobre la invitación a la relatora de la CIDH, Catalina Botero, para conocer sus criterios sobre la ley de medios.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)