14 de June de 2012 00:02

El Gobierno silencia a los empleados de la función Ejecutiva

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 6
Triste 0
Indiferente 3
Sorprendido 0
Contento 0

El Gobierno acaba de tomar una medida que atenta contra el derecho ciudadano al libre acceso a la información, al prohibir que sus ministros concedan entrevistas a medios privados.

Esa es la lectura que periodistas, académicos y políticos tienen sobre esa medida, que fue ayer confirmada por Fernando Alvarado, secretario de Comunicación.

En teoría, a partir de este día, todos los funcionarios del Ejecutivo deberán dialogar solo con la prensa estatal, pública y medios regionales, aunque no precisó cuáles.

Así, las audiencias de los medios privados no tendrán la posibilidad de acceder de forma directa a las informaciones y argumentos de ministros y funcionarios del Gobierno.

Por eso, el analista Francisco Rocha sostiene que el ciudadano será quien sufra las consecuencias de la falta de contacto directo entre ministros y medios independientes del poder político.

“La entrevista es una oportunidad para que el ministro pueda aclarar las dudas que han surgido en la opinión pública, o afirmar las certezas (…) se deja a la gente sin la otra versión”.

En el mismo sentido se pronuncia Fundamedios, que incluyó el hecho en su red de alertas de ataques a la prensa. Para esta ONG, la disposición presidencial atenta contra el principio de transparencia de los actos de los funcionarios públicos. De ahí que su titular, César Ricaurte, enfatice que el Gobierno haya tomado una acción que vulnerará el derecho constitucional para que las personas reciban información veraz, verificada y contextualizada.

Ese derecho está recogido en el artículo 18 de la Constitución, que establece que no existirá reserva de información, excepto en los casos establecidos en la Ley, que están relacionados con temas de seguridad nacional.

En la bancada oficialista de Alianza País también hay voces que no están de acuerdo con la medida que impide que medios se entrevisten con ministros.

El asambleísta Mauro Andino, titular de la Comisión de la Comunicación, cree que el tema debiera ser analizado desde los principios del libre acceso a la información la Constitución y de la Convención Interamericana de DD.HH. deben guiar el tema.

“Como funcionarios públicos estamos, desde mi punto de vista, en la obligación de transparentar lo que hacemos. Aunque eso es de doble vía, que los periodistas y empresarios cumplan con seriedad la difusión de información”.

Ante la imposibilidad de que la prensa privada contacte a ministros, Alfredo Negrete, decano de la Facultad de Comunicación de la UDLA, sostiene que hay un camino para tener datos públicos. Se refiere a la Ley de Acceso a la Información Pública, que establece mecanismos judiciales para que las autoridades públicas entreguen documentación.

Ciertos medios privados

El Gobierno resta importancia a las críticas que ha levantado su resolución. Para Fernando Alvarado, la prohibición no afecta a la libre circulación de información para los ciudadanos.

Para ello -enfatiza- se abrirán desde el Estado espacios informativos. Si bien reconoció que es más cómodo para los funcionarios ir a medios “grandes”, en adelante deberán acudir a medios privados más pequeños. Específicamente los regionales y en UHF.


Reacciones

Cynthia Viteri
Asambleísta Madera de Guerrero

 El Gobierno no debería pautar su publicidad

Los funcionarios   del Gobierno deberían   ser  coherentes y no pautar  en  medios considerados corruptos. La Constitución obliga a contrastar la información y el mismo Gobierno no permitirá que los periodistas accedan a todas las fuentes.  Irrespeta un mandato constitucional  que el Régimen dice defender

Saudia Levoyer

Editora Blanco y Negro Diario Hoy
 
El ciudadano es afectado

La prohibición   es grave,  en la medida que se trata de un tema de ética pública,  de  falta de cumplimiento de un principio constitucional: la rendición de cuentas de  funcionarios públicos. Ese ejercicio de transparencia    no con la prensa, sino con los ciudadanos. Si lo hacen solo en  medios públicos, ¿quién podrá hacerles una pregunta fuera del marco que ellos aspiran?


Juan Carlos Calderón  
Editor Revista Vanguardia
 

Se deben buscar fuentes alternativas de datos
Hay que pensar en el lector y que este tenga una información contrastada. Si no es con el Ministro, será  con otras fuentes de información oficial. Eso no perjudicará al periodismo, pero sí le obligará a ser más proactivos en la obtención de la información.


Otra radio fue cerrada ayer

Radio Impacto de Latacunga se unió ayer a la lista de emisoras radiales  clausuradas por la Superintendencia de Telecomunicaciones (Supertel).

La emisora, que emitía su señal en la frecuencia 1440 AM en Cotopaxi, fue cerrada bajo el argumento de que mantenía deudas pendientes con el Estado.

Así lo explicó Juan Rojas, abogado de la Supertel, a medios de comunicación de Latacunga.

Los personeros de la Supertel se  incautaron de  equipos de enlace de transmisión y una consola  de propiedad de Radio Impacto.

Durante  esta semana, la autoridad de control del ramo ha cerrado   Radio Cosmopolita de  Quito; RV Matriz Cadena Sur Ecuador de Machala; y Radio K-Mil de Huaquillas. Esto forma de un paquete de 20 radios que se ‘apagarán’, según anticipó Fabián Jaramillo, superintendente de Telecomunicaciones.

El funcionario  anticipó ayer  que algunos dueños de estos medios han sido advertidos de los posibles cierres por   diversas infracciones al marco legal vigente.
 




Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)