Correa se vuelca a Quito y delega en Guayaquil

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Redacciones Política, Deportes y Guayaquil  politica@elcomercio.com

El interés del oficialismo en la lucha electoral por la Alcaldía de Quito fue más allá del anuncio de reducir las multas para vehículos mal estacionados y la suspensión de peajes.

El presidente Rafael Correa decidió quedarse en la capital desde ayer y posicionar su discurso de apoyo al alcalde Augusto Barrera. Sus recorridos continúan hoy, viernes 14 de febrero de 2014, y el sábado está previsto que el enlace ciudadano sea en el sur de la urbe.

Debido al trabajo pendiente en Quito, la campaña en Guayaquil quedó bajo la coordinación del gobernador Rolando Panchana y de las legisladoras Marcela Aguiñaga, Gina Godoy y María Alejandra Vicuña.

Correa habla del 'error'

La jornada de Correa en Quito arrancó a las 07:30, con entrevista en radio. Luego visitó Pomasqui, la Mitad del Mundo y el Comité del Pueblo (nororiente). En la noche estaba previsto un recorrido en el norte.

En cada lugar insistía en el concepto del trabajo "coordinado y en equipo" entre el Gobierno, la Alcaldía y la Prefectura de Pichincha. Además, aclaraba que el Municipio de Quito no subió los impuestos y que las patentes tan altas que se cobraban era porque "cierta Cámara de Comercio" confundía a los comerciantes al llenar mal los formularios.

"El único error" que cometió el Municipio -dijo Correa- fue cobrar en "exceso" las multas de tránsito. Pero que los montos no fueron responsabilidad de Barrera, sino impuestos en el 2008 cuando "Paco Moncayo era alcalde y Antonio Ricaurte, concejal". Estos se aplicaron cuando el Municipio, liderado por Barrera, asumió las competencias del tránsito. Correa planteó que el Municipio devuelva el dinero en exceso con una carta de disculpas. "Por un error no le vamos a dar Quito a la derecha", señalaba.

Ninguno de los actos de la agenda presidencial tenía un membrete de campaña. Pero era inevitable hablar de ella. En el desayuno que mantuvo en Pomasqui, el teniente político Xavier Pérez, dijo que van a votar "todo, todito 35".

Barrera no acompañó a Correa. Sí lo hizo el prefecto de Pichincha, Gustavo Baroja. A ellos se unió Jorge Albán, alcalde (e) de Quito y candidato a concejal, durante el recorrido de obras en la sede la Unasur, en la Mitad del Mundo.

Con Correa estuvieron la presidenta de la Asamblea, Gabriela Rivadeneira; y los ministros Diego Aulestia (Vivienda); Lorena Tapia (Ambiente); y Ma. de los Ángeles Duarte (Obras Públicas). El Presidente continuó hacia el Comité del Pueblo. La caravana avanzó hasta el Centro de Comercio de la zona, en donde se reubicarán los vendedores ambulantes.

La promesa del Atahualpa

Ayer en la mañana, Albán y el ministro del Deporte, José Francisco Cevallos, se encontraron en el pasillo central del estadio Atahualpa, que conduce al sector de tribuna y palcos.

Se dieron un abrazo y siguieron su camino. Solo una pequeña parada para admirar la fotografía de la maqueta del estadio remodelado que estará listo en el 2016.

Durante sus discursos hablaban del trabajo conjunto entre Alcaldía, Ministerio, la Concentración Deportiva de Pichincha y la Federación Ecuatoriana de Fútbol."Trabajaremos 24 horas al día, los siete días a la semana, tal como lo hace siempre la Revolución Ciudadana", decía Cevallos en su discurso. Desde la mesa de autoridades, Albán aplaudía efusivamente y recordó que la nueva obra contribuirá al urbanismo de la capital.

La ausencia en Guayaquil

En lo que va de febrero, el presidente Correa solo ha estado dos días en Guayaquil, con agenda oficial. El sábado 1 dio el enlace sabatino en la parroquia Pascuales y el martes 11, estuvo en la inauguración de la Universidad de las Artes, acto al que no asistió la candidata a la Alcaldía, Viviana Bonilla.

Pero la ausencia de Correa se contrarresta con la de sus legisladoras Aguiñaga, Godoy y Vicuña y el trabajo político de Panchana para cuestionar al alcalde Jaime Nebot.

Ayer por ejemplo, las legisladores se subieron a la Metrovía con banderas verdes. Este sistema de transporte público municipal llevó a decenas de simpatizantes de Alianza País, desde el norte al centro.

No solo ellos, el reporte de prensa de la campaña de Bonilla da cuenta también de la presencia de Juan Carlos Cassinelli, Loly Salazar y Nicolás Issa. Además del ministro Cevallos y del vicepresidente Jorge Glas, los últimos días, en los recorridos proselitistas.

Por su parte, Panchana asiste a inauguraciones y convoca a ruedas de prensa para exponer una serie de denuncias contra Nebot. Primero retomó el caso de supuestos latisueldos en la Fundación Malecón 2000 de los que Bonilla semanas atrás.

Y el miércoles, a través de un enlace radial, denunció supuestos desvíos de parte de los recursos recaudados en la Teletón del 2007. Con ese dinero (unos USD 25 000) supuestamente "se capacitaron a policías metropolitanos" a través de una empresa de seguridad que no tenía autorizaciones.

Otras ciudades

En Cuenca varios analistas políticos aseguran que la lucha electoral será cerrada entre el alcalde en funciones Paúl Granda, de Alianza País, Marcelo Cabrera. El candidato cuenta con el respaldo del prefecto Paúl Carrasco, opositor al Gobierno.

En Machala no queda claro si Alianza País podrá ganar espacio, luego de que el PSC no pudiera inscribir a Carlos Falquez para la reelección. En su lugar corre su hijo, quien lleva el mismo nombre.

En Ambato también hay expectativa. En la capital de Tungurahua la lucha se muestra reñida entre el candidato oficial Alexis Sánchez, el de Avanza, Luis Amoroso; y el del Frente Cívico-SUMA, Xavier Altamirano.

En Riobamba, Alianza País apuesta por Mauro Andino hijo. Su contrapeso viene del movimiento Unidos por Chimborazo liderado por Napoleón Cadena. Asimismo, José Luis Díaz, de Avanza, puja por administrar la capital de Chimborazo.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)