7 de November de 2011 13:13

Correa está a punto de consolidar un control absoluto del poder: Cauce Democrático

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

El presidente Rafael Correa está a punto de consolidar un control absoluto del poder, advierte el colectivo Cauce Democrática en el que están figuras de la política ecuatoriana como el ex presidente Osvaldo Hurtado, Ernesto albán Gómez, Juan Andrade Heymann, José Ayala Lasso, Pablo Better, Milton Barragán Dumet, Julio Echeverría, Simón Espinosa Cordero, José Gallardo, Abelardo Pachano y Pedro Pinto entre otros.

Cauce Democrático anota en uno de sus últimos manifiestos que Correa "avanza en su proyecto de convertirse en el mayor poder fáctico del Ecuador, a través de una calculada y sistemática acumulación de facultades que le permitirán controlar todos los ámbitos de la vida nacional.

Según los miembros de Cauce Democrático, Correa "transformó a la Asamblea Nacional en una secretaría de la Presidencia, ha puesto a la justicia bajo su autoridad, ha eliminado la autonomía de los órganos de control, persigue a los servidores públicos de carrera, domina un imperio mediático no conocido en la historia de la República, difama a sus críticos mediante maliciosas cadenas de radio y televisión y los intimida a través de demandas millonarias por daño moral para provocar la autocensura y propalar el miedo".

Agrega que "al parecer tan grande suma de poder no ha logrado saciar su apetito autoritario, pues ha comenzado a tejer una maraña jurídica que le permitirá cercar los limitados espacios de libertad, pluralismo y democracia que todavía quedan. Es lo que hizo con la llamada ley de Competencia y lo que busca hacer con la Ley de Comunicación, el Código Penal y la Ley de Telecomunicaciones sometidas a la Asamblea Nacional".

Para el colectivo, el proyecto de "Código Penal tiene un retrógado carácter represivo e incurre en el dislate de considerar imputables a las personas jurídicas y a los mayores de 16 años. De algunas de sus disposiciones podría valerse el Gobierno para encarcelar a los ciudadanos que le critiquen, a los dirigentes sociales que organicen protestas, a quienes divulguen documentos que considere secretos y a los directivos de los medios de comunicación que le disgusten".

Añaden que la "Ley de Telecomunicaciones resucita y amplía las disposiciones persecutorias a la libertad de expresión, contenidas en la bloqueada Ley de Comunicación. Aquella ley le permitirá al Presidente, no solamente controlar la radio y la televisión sino también la Internet y, con ello, las redes sociales Twitter y Facebook, con lo que se privará a los ciudadanos, particularmente a los jóvenes, del derecho a opinar, criticar y comunicarse sin intermediarios".

Por último, Cauce Democrático hace un llamado "cívico a los legisladores de principios democráticos a que desaprueben la Ley de Comunicación, el Código Penal y la Ley de Telecomunicaciones".

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)