La consulta del Frente de Defensa está cerca de quedar desechada

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Redacción Política 

El proyecto de consulta popular, que impulsa el Frente de Defensa Total de la Amazonía, está en riesgo de caerse.

Tras la información que difundiera el Consejo Nacional Electoral (CNE) sobre la revisión de formularios de ese colectivo, el futuro de su propuesta no es alentador.

Según el organismo electoral, el 41% de los formularios entregados por ese colectivo no cumplió los requisitos para que sus firmas sean sometidas a evaluación.

El Frente había entregado el 8 de abril 73 000 formularios a la autoridad electoral. Si se toma en cuenta que cada uno de esos documentos puede registrar ocho firmas, representan unas 584 000 adhesiones, que equivale al 5% del padrón del 2013.

Según la Constitución, ese porcentaje es el mínimo requerido para que un tema de interés nacional sea sometido a una consulta popular.

De ahí que los 30 000 formularios (41%) anulados representarían el rechazo de 240 000 rúbricas. De este modo, su proyecto de consulta estaría prácticamente desechado.

Desde el Frente de Defensa Total de la Amazonía ya se empieza a contemplar la posibilidad real de que su iniciativa quede fuera de combate.

Su representante David Íñiguez, admitió que su colectivo estaría casi afuera del proceso.

Pese a ello, anunció que agotaron las instancias legales para evitar que ese alto número de formularios no sea considerado en la revisión de rúbricas.

De hecho, en los planes de este grupo figura la presentación de un recurso de reconsideración ante el CNE. El colectivo desea una evaluación interna para saber los motivos por los cuales fueron descalificados cada uno de esos documentos.

"Hemos hecho un esfuerzo grande para estar en este proceso. Por eso es justo conversar con los delegados del Consejo Electoral para poder tomar una decisión", agregó Íñiguez.

El Frente de Defensa Total de la Amazonía plantea una consulta que va más allá del futuro de la explotación del Yasuní, autorizada por la Asamblea.

Su idea de consulta apunta a que en el territorio nacional no se dé ningún tipo de actividad extractiva. Su propuesta de pregunta es: ¿Están ustedes de acuerdo con declarar al Ecuador libre de toda actividad extractiva; y, en general, libre de proyectos que afecten a la Pachamama y al patrimonio ambiental tales como proyectos hidrocarburíferos, mineros, entre otros?".

Menos comprometida es la situación del proyecto de consulta de Yasunidos, que busca evitar la explotación petrolera en la área protegida.

De acuerdo con las cifras del CNE, unos 7 000 formularios fueron invalidados, por problemas de formato .

Si se realiza el cálculo de que cada una de esas hojas contiene ocho adhesiones, quedarían fuera del proceso unas 56 000. Pero, ese número de firmas no pone en riesgo su proyecto, ya que el 12 de abril presentaron 107 088 formularios que equivalen a 856 000 adhesiones.

Todos estos formularios han sido anulados en la fase correspondiente a la revisión de material, que contempla tres módulos: tamaño de papel, que la pregunta del formulario esté correcta y que conste el responsable de la recolección.

Los formularios que fueron rechazados por esos aspectos fueron revisados con presencia de miembros de Yasunidos.

Según los datos del CNE, en el primer módulo se rechazaron 797. En el segundo fueron desechados 1 287. El resto de formularios rechazado corresponde al último módulo.

En ese escenario, ayer, se verificaron los datos de los recolectores de firmas, para constatar con los que tiene la base de datos del CNE.

En forma paralela, también se realizó el escaneo de los formularios válidos, para dar paso a la verificación de firmas propiamente dicha.

Anoche, en una entrevista en FM Mundo, Juan Carlos Intriago, coordinador de Procesos Electoral del CNE, anunció que hoy se notifica al Frente de Defensa Total que no cumplió con el mínimo de firmas para impulsar la consulta.

Adicionalmente, el funcionario informó de forma extraoficial que el número de formularios anulados a Yasunidos habría subido de 7 000 a 8000.

De otra parte, la Corte Constitucional solo calificará el contenido de las preguntas de aquellas propuestas de que pasen el filtro de las firmas.

Su vicepresidenta Wendy Molina, explicó que aún es prematuro pronunciarse sobre el contenido de las interrogantes.

"Una vez que cuenten con ese requisito de legitimación de la ciudadanía (...) pasará a la Sala de Admisiones", explicó Molina a la agencia Andes.

En contexto

A raíz de la autorización para la explotación del Yasuní, tres colectivos quieren someter el tema a consulta popular. Dos de ellos (Frente de Defensa y Yasunidos), ya entregaron los formularios, que en la actualidad son revisados por el Consejo Nacional Electoral.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)