11 de January de 2013 00:01

Los claroscuros de los asambleístas que buscarán la reelección en febrero

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Betty Amores / Ex Alianza País

Su punto más alto. Estuvo a un voto de ser elegida presidenta de la Asamblea, ya que la oposición se articuló en torno a su figura: una mujer respetable y criteriosa a la hora de intervenir en el Pleno (71 veces). Pese a que en las sabatinas, el Presidente se ha referido a ella en los peores términos, jamás ha respondido en ese tono. Ha asistido a 267 sesiones. Presentó varias denuncias en materia económica, sobre el caso Cofiec y su posible venta a bancos iraníes, etc.

Su punto más bajo.  No actuó a tiempo frente a los rumores crecientes de que la entonces ministra de la Política, Doris Soliz, quería que ella fuera separada del bloque. Aguantó, sin pronunciarse públicamente sobre los comentarios de algunos de sus compañeros que la tildaban de traidora por su posición crítica en la Comisión de Fiscalización. No supo blindarse y, en enero del 2011, dejó la bancada tras señalar ocho puntos que hacían inconstitucional el llamado a consulta popular.

​Fernando Bustamante / Alianza País

Su punto más alto.  Es una de las voces más respetadas del Pleno. Su pasado académico hace que incluso algunos opositores se detengan para escuchar sus discursos; ha intervenido en 162 veces. Preside la Comisión de Soberanía y RR.EE. y bajo su dirección se ratificó la Convención de las Naciones Unidas sobre el Derecho del Mar (Convemar). A su mesa acuden cada tres meses el Canciller y los ministros, para dar su informe. Ha asistido a 278 de 307 sesiones del Pleno.

Su punto más bajo.   Pese a que el 30 de septiembre del 2011, los ministros de la Política, Seguridad y Gobierno le entregaron el proyecto de Código Orgánico de Entidades de Seguridad Ciudadana, y que el titular de la Asamblea y él dijeron que lo tratarían de forma urgente, el tema no avanza. La oposición no acepta que se intente colocar esa propuesta en el Código de Seguridad Ciudadana. Algunos opositores dicen que es acartonado y que vive en una burbuja por ser académico.

Luis Almeida / Sociedad Patriótica

Su punto más alto.  Es uno de los asambleístas que asiste con regularidad. Ha estado en 250 de 307 sesiones. Es una de las voces del PSP que se hacen escuchar: ha intervenido en 144 veces. Es hábil a la hora de presentar sus discursos debido a su experiencia legislativa. Suele hablar en temas relacionados con justicia por ser abogado. El año pasado se refirió varias veces al cierre de Radio Morena, de su familia; aseguró que se trató de un atentado a la libre expresión.

Su punto más bajo.  Los legisladores de Alianza País que integran la Comisión de Justicia y Estructura del Estado le echan en cara ser uno de los que menos ha asistido a las sesiones para tratar sobre el proyecto de Código Integral Penal. Llega tarde y a la prensa le dice generalidades sobre la propuesta. El oficialista Mauro Andino, quien preside la mesa, no se cansa de criticarlo y sostener que, como otros opositores, no presenta textos alternativos por la falta de asesores.


Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)