29 de June de 2011 00:02

Los caricaturistas hablaron y dibujaron para el público

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Dibujaron sobre pizarras o en hojas, se tomaron fotos, conversaron con el público y recorrieron la ciudad. Los caricaturistas que participan en el Encuentro de Humor Gráfico y Periodismo arrancaron sonrisas y reflexiones sobre su trabajo.

Los gobernantes de turno salían a colación en cada tertulia. El brasileño Paulo Caruso mostró algunos de sus trabajos con la ayuda de un proyector en la Universidad Casa Grande. Personajes de la política como Hugo Chávez, Fidel Castro, Cristina de Kirchner, Evo Morales, Lula da Silva y Dilma Rousseff aparecían retratados por su lápiz. “Yo quería ser Walt Disney de pequeño pero a los 18 empecé a trabajar en un diario y comencé a deformarme profesionalmente”, dijo el brasileño.

El moderador del encuentro fue Pancho Cajas, editor de ilustración EL COMERCIO. “Ningún caricaturista ha tumbado a un Gobierno. Nuestro trabajo es mostrar el doble discurso de los políticos, no impartimos justicia”, dijo en su intervención.

Luego presentó al colombiano Julio César González, más conocido como ‘Matador’. Sobre el pliego blanco, el colombiano dibujó una rata vestida de saco y corbata que llevaba una enorme bolsa de dinero. “Cualquier político puede identificarse con esto”, dijo mientras escribía su firma.

Finalmente fue el turno de Cajas quien dibujó por la libertad de expresión. Plasmó una tijera con facciones de cocodrilo que se comía hojas de periódico.

[[OBJECT]]

En la Universidad Católica, el tema fue Arte, Humor y Periodismo. Ángel Boligán, cubano radicado en México, dijo que la libertad de expresión está coartada en todo el mundo pero hay que ir sorteando esos obstáculos. “Lo que no me publica un diario yo lo publico en la Internet”. Considera que el humor gráfico, a más de una sonrisa debe sacar una reflexión.

Horacio Cardo (Argentina) dijo que más que la censura a la caricatura, lo que se da muchas veces es la autocensura, que tampoco es buena. “Los editores tienen miedo de las cartas que puedan llegar”.

Jean Plantu (Francia) contó la anécdota cuando caricaturizó al mandatario francés Nicolás Sarkozy con piernas cortas y moscas en su cabeza y un militar lo visitó para decirle que no podía dibujarlo así. De ahí llegó a un acuerdo con Le Monde, donde se publican sus dibujos en portada diariamente, que máximo podía dibujar tres moscas. Un día le hizo 15, pero luego quedaron en tres.

Plantu trabaja con la organización Catooning for Paece que se formó a raíz de la polémica mundial sobre las caricaturas de Mahoma. La agrupación tiene 90 miembros y promueve el respeto entre los pueblos.

En la tarde se realizó el foro Caricatura: ¿política o periodismo? en la Fundación El Universo, como parte de los actos por los 90 años de fundación del matutino.

Matt Wuerker (Estados Unidos) dijo que los caricaturistas son una combinación de comediantes, periodistas y políticos. “Tenemos algo de los tres porque intentamos divertir a la gente, pero a la vez, contamos temas serios y nuestros dibujos contienen una postura política que muchos pueden entenderla”, dijo. Wuerker mostró sus trabajos publicados en www.politico.com

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)