16 de March de 2012 00:01

La atención fue irregular en el Cabildo Porteño

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Los usuarios que acudieron a realizar sus trámites ayer en el Municipio de Guayaquil encontraron  oficinas vacías en algunas áreas. Los empleados  que llegaron a las 09:00 caminaron hacia el Palacio de Cristal, donde se celebraría la reinscripción del PSC y Madera de Guerrero.

En la mañana las puertas de la planta baja donde están las ventanillas  de atención al público estaban cerradas.  En la tarde,  un policía metropolitano, encargado de la seguridad, dijo que     “los empleados llegaron  a trabajar y se los llevaron a la marcha”.

Sin embargo, otro uniformado  a cargo de la seguridad en el área de Coactiva aseguró que   la atención fue  normal. En  cambio, en  Obras Públicas no se atendió.

Además el tráfico vehicular por la avenida Simón Bolívar, paralela al Malecón 2000,  se interrumpió cuando avanzó la marcha del alcalde Jaime Nebot. Desde la calle Loja estuvo cerrado el  acceso al túnel que conecta  al centro de la ciudad con el norte.

Los vigilantes intentaban organizar el tránsito vehicular. Incluso la Metrovía se desvió de su ruta por la calle Loja, ya que una parada está frente a Las Peñas. 

A lo largo de la avenida junto al malecón  desde tempranas horas se  estacionaron más de  60 camionetas y carros  del Municipio. Al menos unos  500 policías metropolitanos resguardaron la zona durante la instalación del obelisco.

Habían rodeado todo el sector de La Planchada y el ingreso a La Peñas por la  Numa Pompilio  Llona. En esa misma calle, unos 30 policías nacionales daban custodia a la casona donde funciona la  regional del Instituto de Patrimonio. La  Gobernación del Guayas estuvo cerrada durante la marcha y más de 40 policías la cuidaban.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)