22 de June de 2012 10:15

Assange denuncia desde la embajada de Ecuador presunto complot en su contra

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

El fundador de WikiLeaks Julian Assange denunció un supuesto complot en su contra para extraditarlo a Estados Unidos, en la primera entrevista concedida desde que pidió asilo en la embajada de Ecuador en Londres, y expresó esperanza en una respuesta favorable de Ecuador.

El australiano, de 40 años, se halla desde el martes en el interior de la legación diplomática a la espera de una decisión que podría demorarse todavía unos días para eludir una extradición a Suecia como sospechoso de cuatro supuestos delitos de agresión sexual, después de haber agotado sus vías legales en el Reino Unido tras 18 meses de batalla judicial.

Assange, que no ha sido todavía acusado formalmente, siempre ha negado las agresiones, incluida una violación, con dos mujeres con las que admite haber mantenido relaciones consentidas durante una estancia en Estocolmo, y expresado su temor de terminar siendo extraditado a Estados Unidos.

El creador de WikiLeaks acusa a este país de querer juzgarlo por la divulgación en su web especializada en filtraciones y en varias publicaciones mundialmente reconocidas de cientos de miles de documentos militares secretos sobre las guerras de Iraq y de Afganistán y cables diplomáticos confidenciales que provocaron polémica e indignación en gran parte del mundo.

“Por el momento, el asunto está ante el Gran Jurado”, un jurado de instrucción que investiga casos y decide si se presentan cargos, declaró en una entrevista concedida a la radio australiana ABC.

Aunque no ha sido todavía acusado formalmente, el australiano está convencido de que hay un proceso en marcha para acusarle de delitos políticos.

“Hay testigos que han contado en forma pública que fueron arrastrados ante un Gran Jurado. Nosotros hemos recibido citaciones. Es una investigación en curso, dura y activa”, agregó.

En su opinión, la acción entablada por la fiscalía sueca en diciembre de 2010 le ha “mantenido atrapado en el Reino Unido mientras Estados Unidos ha preparado un caso en mi contra”.

Además, declaró, “los suecos han anunciado públicamente que me detendrían, en prisión, sin cargos, mientras continúan su supuesta investigación”.

Ante esta situación, y dado que siente también víctima de “abandono” por parte de Australia, se decidió a solicitar asilo a Ecuador.

“Habíamos oído que los ecuatorianos simpatizaban con mi lucha y la lucha de la organización con Estados Unidos”, declaró durante la entrevista con ABC y expresó la esperanza de que su petición obtenga una respuesta “favorable”.

“Una vida en Ecuador, quiero decir que son gente simpática y poderosa es mucho mejor que una vida tras las rejas en Estados Unidos”, agregó.

Assange dijo ignorar, sin embargo, cuánto tardaría en llegar esta respuesta, al día siguiente de que el portavoz de WikiLeaks, Kristinn Hrafnsson, dijera que podían ser “horas o días”.

En Quito, el presidente ecuatoriano, Rafael Correa, reafirmó el jueves que la decisión se tomaría “en el momento oportuno”.

“Vamos a tener que conversar y pedir opiniones de otros países, agregó precisando que no quería “ofender a nadie”, en particular al Reino Unido.

La embajadora en Londres, Ana Albán, mantuvo reuniones con representantes del ministerio de Relaciones Exteriores, donde según informaciones de prensa esperan una rápida resolución del caso.

Si se le niega la solicitud y debe abandonar su santuario diplomático, Assange debería ser inmediatamente detenido por haber violado los términos de su libertad condicional con esta acción inesperada.

“Supongo que si no le garantizan en asilo, abandonará la embajada y será arrestado”, afirmó la víspera el portavoz de WikiLeaks después de visitarlo.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)