La Asamblea recibió los primeros informes de la explotación en el ITT

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 3
Triste 1
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Redacción Política y Negocios 

La recolección de firmas a favor de una consulta que impida la explotación petrolera en el bloque 43 o ITT, dentro del Parque Nacional Yasuní, se desarrollaban paralelamente a las actividades del Gobierno en la zona.

Han pasado seis meses desde que la Asamblea aprobó la solicitud del Ejecutivo que dio paso a la explotación en esa parte de la Amazonía.

Durante ese tiempo, los ministerios de Recursos No Renovables, Ambiente, Justicia y Sectores Estratégicos se movilizaron en la zona para preparar la explotación de los campos Ishpingo, Tiputini y Tambococha, según revelan los informes que esas carteras presentaron a la Asamblea a finales de abril.

Ayer, la Comisión de Biodiversidad conoció esos documentos, pues es la encargada de dar seguimiento a la declaratoria de interés nacional. La sesión se realizó en el salón del Plenario, luego de que la lluvia impidiera que las comisiones se instalen en el parque El Arbolito (centro de Quito), como estaba planeado, en el marco de las "Jornadas para la Democracia y el Buen Vivir".

El primer informe en leerse ante los ocho legisladores de esa mesa fue el de la Secretaría de Hidrocarburos, sobre la consulta previa, libre e informada en la zona a explotarse.

El documento, de 24 páginas, narra a detalle cada uno de los mecanismos de consulta que se utilizaron en 16 comunidades de la zona, realizados entre octubre y diciembre del 2013. Sin embargo, no es así de pormenorizado en los resultados que se obtuvieron en este proceso.

Las preocupaciones de los habitantes de la zona se mencionan solo en dos párrafos, sin ninguna referencia: impactos sobre la fauna acuífera, control de la vida silvestre y forestal, respeto a los recursos naturales, compensaciones e indemnizaciones, conflictos de tierra, transporte, participación y uso de tecnología de punta.

Superada esa fase de consulta, la Secretaría ya asignó la exploración y explotación del Bloque 43 a la estatal Petroamazonas el 6 de enero. Los plazos en los campos no han variado, de acuerdo con el informe del ministro de Recursos No Renovables, Pedro Merizalde.

Con los trabajos que actualmente realiza Petroamazonas, los primeros barriles del campo Tiputini comenzarán a fluir a finales del 2015, tal como se planteó el año pasado.

Así, el calendario gubernamental no ha cambiado a pesar del proceso de una consulta popular que el colectivo Yasunidos emprendió para dejar el crudo bajo tierra.

No obstante, este dependerá de la entrega de la licencia ambiental y de la construcción de las facilidades de transporte del crudo, que se prevé realizar hasta finales de año.

Mientras tanto, ya se ha avanzado en estudios topográficos de la zona y de ingeniería de detalle. El proyecto caminará de la mano de la explotación del Bloque 13.

Los ministerios del Ambiente y Justicia también se movilizaron en estos seis meses. Un Comité de Gestión del Ministerio del Ambiente y el Parque Nacional Yasuní se creó en octubre, para dar seguimiento al plan de explotación.

Justicia, en cambio, prevé fortalecer el plan de medidas cautelares a favor de los pueblos en aislamiento voluntario de la Amazonía con una inversión de USD 5 millones durante los próximos cuatro años.

Carlos Viteri Gualinga (AP), presidente de la Comisión de Biodiversidad, señala que los cuatro informes revelan que el proceso de explotación del ITT se está realizando en los términos que se aprobaron en el informe de la Asamblea.

Sin embargo, Pepe Acacho (Pachakutik) cree que estos documentos solo han abierto más dudas sobre el proceso. Por ejemplo, dice que aún no está claro qué acción deberá tomarse en el caso que haya avistamientos de no contactados.

Pero mientras estas acciones avanzan, se desmorona la posibilidad de la consulta de Yasunidos para tratar de evitar la explotación del ITT. El CNE tenía previsto ayer aprobar el informe jurpidico sobre el proceso de recolección de firmas.

En contexto

Uno de los proyectos estrella de la revolución ciudadanafue la Iniciativa Yasuní ITT, encaminada a dejar el crudo bajo tierra a cambio de una compensación económica mundial. El Régimen no logró tal aporte y decidió explotar ese campo.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)