00:00

Policías involucrados en seis casos de drogas

Los 5 detenidos por presunto narcotráfico fueron dados de baja en una ceremonia de degradación en la Escuela de Policía.
Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 38
Triste 2
Indiferente 2
Sorprendido 9
Contento 1
Diego Bravo.  Redactor (I)

dbravo@elcomercio.com

Desde el 2011, dos coroneles fueron detenidos; la Policía tiene un plan de depuración. Las conversaciones telefónicas de los cinco policías fueron interceptadas y grabadas en las investigaciones. Así se determinó que el grupo supuestamente colaboraba con una red de narcotráfico que utilizaba al aeropuerto de Tababela (Quito) para sacar droga en maletas de mano y en correos humanos.

Las indagaciones comenzaron con una queja que llegó a un correo electrónico que maneja Antinarcóticos. “Quiero denunciar a una persona que se dedica a pasar drogas por el nuevo aeropuerto”, decía el texto. Tras el rastreo se identificaron dos líneas de celulares y se detectó que estas funcionaban desde la terminal aérea.

En ese grupo de detenidos estaba un capitán y el arresto se produjo el 16 de septiembre.

Un mes después, en otro operativo antidrogas era detenido un coronel que había pasado por la Dirección de Interpol. Un pedido de baja voluntaria levantó sospechas, más cuando tenía una “trayectoria aparentemente aceptable”.

Junto a él estaba otro capitán. Esos hechos encendieron las alarmas en la Policía. Solamente desde el 2011 se descubrieron seis casos de narcotráfico en los que fueron apresados policías, entre ellos oficiales.

Las primeras alertas se presentaron en el 2011, cuando los investigadores capturaron al entonces comandante de Esmeraldas, quien ahora paga una condena de seis años, pues fue juzgado como cómplice.

Durante las investigaciones, antidrogas se incautó de 1,5 toneladas de estupefacientes. Otro dato: este coronel se habría reunido con un ciudadano de México. Él negó las acusaciones y dijo que era inocente.

¿Por qué las redes delictivas comenzaron a penetrar a oficiales con altos cargos? La respuesta: facilitar el envío de las cargas ilegales. “(Los gendarmes) generaban el blindaje para atravesar los puertos y aeropuertos. Precisaban los lugares donde debían ubicarse los estupefacientes para superar los controles policiales”, señala el Ministerio del Interior.

Por casos como estos se implementó la política de depuración. Desde junio del 2013 hasta el 29 de septiembre pasado, 557 gendarmes fueron separados mediante acuerdos ministeriales. Ellos salieron por narcotráfico, vínculos con la delincuencia, ocultación de objetos presuntamente robados, tortura, asociación ilícita, extorsión, robo, violación, etc.

Ahora la disposición es que los uniformados de Antinarcóticos e Inteligencia se someten obligatoriamente cada seis meses a las evaluaciones del polígrafo (detector de mentiras).

También, deberán rendir exámenes psicológicos, toxicológicos y entregar sus declaraciones de bienes cada año.

Pese a ello, las denuncias de policías indagados por narcotráfico son recurrentes. Por ejemplo, dos agentes fueron capturados el mes pasado. La razón: supuestos vínculos con una red a la que se le decomisó 250 kilogramos de cocaína con destino a Europa.

El fiscal que investigó el caso manifestó que los uniformados “aparentemente (...) daban seguridad a esta organización”.
En sus investigaciones, Inteligencia determinó que policías en servicio activo actuaron como nexos entre bandas delictivas. En octubre del 2013, el capitán Jaime V. fue apresado en el operativo denominado Halcón. Los uniformados indicaron que este oficial “mantenía las conexiones con los jefes de los grupos” delictivos.

A esta organización la indagaban por sus vínculos con el narcotráfico internacional y el microtráfico en Guayaquil. Los agentes identificaron al policía en servicio pasivo César M.
Durante la indagación se dijo que él habría facilitado la logística para ayudar a escapar a los 18 internos de la cárcel de La Roca en Guayaquil.

En contexto
La semana pasada, en un evento que se desarrolló en Quito, la Policía retiró las insignias al último coronel detenido en un caso de drogas. Él fue dado de baja, junto a otros uniformados quienes ahora son investigados por la justicia ordinaria por narcotráfico.

Cronología

28/09/2011
El coronel de Policía Galo C., comandante de Esmeraldas, fue detenido en esa provincia durante el operativo denominado ‘Resurgir’. Fue condenado a seis años de cárcel.

22/09/2012
A tres uniformados en servicio activo de la Jefatura Antinarcóticos de Zamora se los detuvo por droga. Según las investigaciones, ellos fueron capturados en delito flagrante.

15/09/2014
En el operativo denominado ‘Cielo limpio’, la Policía apresó a cinco uniformados. Según las investigaciones, ellos colaboraban en una red que trafica drogas en maletas de mano.

16/10/2014
Cuatro uniformados fueron detenidos por supuestamente colaborar con narcos. Un aprehendidos es el coronel Carlos Ch., exjefe de Interpol.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (2)
No (0)