17 de septiembre de 2017 00:39

La Policía malasia detiene a 7 jóvenes por el incendio en colegio que mató 23

Familiares y amigos trasladaron el féretro de una de las víctimas del incendio originado el jueves, 14 de septiembre, en una escuela religiosa musulmana, durante el funeral en el cementerio de Raudhatul Sakinah en Kuala Lumpur, Malasia. Foto: EFE

Familiares y amigos trasladaron el féretro de una de las víctimas del incendio originado el jueves, 14 de septiembre, en una escuela religiosa musulmana, durante el funeral en el cementerio de Raudhatul Sakinah en Kuala Lumpur, Malasia. Foto: EFE

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 1
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Agencia EFE

La Policía de Malasia ha detenido a siete jóvenes sospechosos de causar el incendio en el colegio musulmán que mató a 23 profesores y estudiantes el jueves pasado, en lo que parece un acto de venganza, informan este domingo, 17 de septiembre del 2017, los medios locales.

Los arrestos se practicaron entre el viernes y el sábado, y los detenidos son chicos de entre 11 y 18 años que residen en el barrio en el noreste de Kuala Lumpur donde se encuentra este centro islámico, Darul Quran Ittifaqiyah.

El jefe de la Policía, Amar Singh, dio el caso por resuelto durante una conferencia de prensa el sábado en la que dijo que la causa del incendio fue un altercado a principios de semana entre jóvenes del barrio y estudiantes del colegio.

Singh indicó que quienes comenzaron el fuego son demasiado jóvenes y no pensaron que su acción acabaría con la muerte de 21 estudiantes y dos profesores.

El registro de las cámaras de vigilancia contribuyó a la detención de los siete chicos, de los cuales dos tenían antecedentes penales.

Las llamas comenzaron poco antes del amanecer del pasado 14 de septiembre y se propagó por la planta segunda planta del edificio.

La Policía ha descubierto que los autores del fuego subieron al segundo piso dos bombonas de butano que contribuyeron a la rápida propagación de las llamas.

Doce estudiantes y dos profesores pudieron escapar del edificio en el que quedaron atrapados y murieron 21 escolares y dos docentes.
El servicio de bomberos alertó el mes pasado a las autoridades sobre las pobres medidas de seguridad contra incendios en las escuelas religiosas privadas, según los medios locales.

Desde 2015, se han registrado 211 incendios en estos centros. 

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (2)
No (1)