28 de junio de 2014 11:51

Polémica podría retrasar inicio de revisión vehicular municipal en Guayaquil

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 3
Triste 1
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Redacción Guayaquil

A menos que se restablezcan los acuerdos determinados, o que la Comisión de Tránsito del Ecuador (CTE) aclare su postura oficial, el inicio de la matriculación vehicular por parte de la Autoridad de Tránsito Municipal de Guayaquil (ATM), desde este martes 1 de julio, podría verse alterado.

Mediante boletín de prensa, el pasado jueves 26, la CTE informó que solamente las dependencias de Matriculación Norte, en la av. Benjamín Rosales; y del km 10,5 de la vía a Daule han sido entregadas en su totalidad al Municipio de Guayaquil para que inicien sus operaciones.

El escrito agrega que “no así las dependencias del Sur (av. 25 de Julio, vía Puerto Marítimo), las cuales se mantienen para actividades propias de la CTE y no de revisión y matriculación vehicular”.

Esto generó la reacción inmediata del ente municipal. Andrés Roche, gerente de la ATM, advirtió que no se podrá iniciar la revisión vehicular de la transportación pública y pesada, tal como estaba prevista para este 1 de julio, si la CTE no entrega las dependencias de revisión vehicular ubicadas al sur de la ciudad, en la av. 25 de Julio.

Cuestionó la decisión de la CTE de no entregar dichas dependencias, las cuales, como es de conocimiento público, fueron destinadas para atender a la transportación pública y pesada desde hace varios años.

Y recordó que su entrega a la ATM fue debidamente acordada con las autoridades del Gobierno Central, que fueron contraparte del proceso de transferencia de la competencia del tránsito al Municipio de Guayaquil.

Indicó que los tres centros de revisión técnica vehicular de la ATM se encuentran listos, con la infraestructura técnica adecuada y personal capacitado, para iniciar sus operaciones el próximo martes, 1 de julio.

“Impedir que el Municipio de Guayaquil pueda matricular y revisar técnicamente al sector de la transportación pública y pesada de la ciudad, no solo que pone en riesgo la atención del usuario, la seguridad y bienestar de la ciudadanía, sino que también imposibilita el pleno ejercicio de la facultad de matriculación y revisión, para lo cual, finalmente, se nos ha certificado”, agregó Roche.

E insistió que la consecuencia de aquello es la imposibilidad de dar inicio a la operación del servicio tal como estaba previsto desde el 1 de julio, salvo que se reestablezcan los acuerdos o se aclare la postura oficial de la CTE.

Al respecto de la polémica por el uso de dichos terrenos próximos al Puerto Marítimo, Juan Carlos Jairala, gerente de la Autoridad Portuaria de Guayaquil (APG), informó mediante boletín de prensa que las dependencias de matriculación sur, en la av. De la Marina y Cacique Tomalá, utilizadas bajo contrato de comodato por la CTE, son de propiedad de la Autoridad Portuaria.

“Sin embargo, con el único ánimo de servir a la ciudadanía guayaquileña, y que no se interrumpa la atención de servicios al parque automotor de la ciudad; APG coordinará con la Comisión de Tránsito del Ecuador para que la Autoridad de Tránsito Municipal de Guayaquil utilice las mismas provisionalmente”, acotó Jairala.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)