13 de diciembre de 2017 09:19

El Parlamento Europeo da luz verde al paso a la segunda fase del brexit

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Agencia EFE

El Parlamento Europeo (PE) aprobó el miércoles, 13 de diciembre del 2017, una resolución que insta al Consejo Europeo a pasar a la segunda fase de las negociaciones del brexit, ya que valora como "suficientes" los avances en el diálogo entre Reino Unido y la Comisión Europea anunciado el pasado viernes.

El texto señala que "se han sentado las bases" en lo relativo a los derechos de los ciudadanos -tanto europeos residentes en Reino Unido como británicos fuera de su país-, de la factura del brexit -estimada entre 40 000 y 45 000 millones de euros- y la frontera entre Irlanda e Irlanda del Norte.

El texto, aprobado con 556 votos a favor, 62 en contra y 68 abstenciones, fue presentado por las principales fuerzas de la Eurocámara, con excepción del grupo de los Conservadores y Reformistas -al que pertenecen los "tories" británicos- y los partidos euroescépticos, como Ukip.

El representante del PE para el brexit, el ex primer ministro belga Guy Verfhostadt, incluyó el lunes una enmienda reclamando la inclusión en el acuerdo de salida de Reino Unido de todos los compromisos anunciados el viernes.

Esta modificación es la respuesta de la Eurocámara a las declaraciones del ministro británico del brexit, David Davis, que afirmó que estos compromisos "no son vinculantes".

Según Verhofstadt, que espera que el contenido del informe emitido el pasado viernes constituya una base legal "inmediatamente", esta medida evitaría "que se diesen pasos atrás en las bases que ya se han sentado".

A pesar de que el eurodiputado afirmó que el propio Davis le aseguró que el Gobierno británico "no dará marcha atrás en sus compromisos", el eurodiputado belga lamentó que "no se puede confiar en su palabra".

La resolución, además de incluir estas bases, también destaca "asuntos clave" que deberían ser tratados en futuros diálogos, haciendo especial hincapié en la clarificación de la situación de los ciudadanos.

Otra de las prioridades que se establecen en el texto es que los irlandeses "no sufran daños colaterales por culpa del brexit" y que se respete lo acordado con respecto a una frontera abierta y a la continuación de los acuerdos de paz del Viernes Santo.

La Eurocámara también ha reclamado que las decisiones adoptadas por el Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) con respecto a los derechos de los ciudadanos se respeten "incluso después de que el Reino Unido cree la nueva figura del defensor del pueblo".

La resolución también llama a que el periodo de transición que rija las relaciones entre Reino Unido y Europa entre la salida -prevista para marzo de 2019- la entrada en vigor de un nuevo pacto no dure más de tres años.

El Gobierno británico, por su parte, aboga porque este periodo sea de un máximo de dos años.

El negociador jefe de la Unión Europea (UE), Michel Barnier, aseguró en el debate previo a la votación que la resolución de la Eurocámara -institución que tendrá que respaldar el acuerdo final con Reino Unido- "será tenida en cuenta en la reunión del Consejo Europeo", que tendrá lugar jueves y viernes en Bruselas.

Barnier ha celebrado la "estabilidad" que garantizan tanto el informe con los avances presentado el pasado viernes como la resolución aprobada por el pleno del Parlamento Europeo.

"Hemos superado una etapa importante, pero tendremos que franquear muchas otras", explicó el negociador, que augura "tiempos inciertos" en los que el consenso entre las diferentes instituciones europeas será "fundamental".

El eurodiputado de Ukip Nigel Farage criticó duramente a la primera ministra británica, Theresa May, por "bailar al son de los violines de la Unión Europea" y "hacer todas las concesiones posibles".

"Nunca en mi vida había oído tan poca crítica por parte del Reino Unido", lamentó Farage, que señaló que medidas como la reunificación de las familias con miembros fuera de Reino Unido implicaría "abrir las puertas a la inmigración".

El portavoz de los populares españoles, Esteban González Pons, celebró que la del brexit sea "la negociación más transparente de la historia y que se está luchando por el éxito que supondría un brexit que no pareciese un brexit".

Por su parte, la europarlamentaria socialista Elena Valenciano defendió los planteamientos del grupo de los socialdemócratas europeos y aseguró que la Unión Europea "ha de garantizar la estabilidad y proteger a los trabajadores".

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)