3 de agosto de 2014 16:26

Palestinos comienzan a negociar en Egipto una tregua con la ausencia israelí

Una mujer palestina camina por los escombros de la ciudad de Beit Lahia. Foto: EFE

Una mujer palestina camina por los escombros de la ciudad de Beit Lahia. Foto: EFE

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 1
Indiferente 6
Sorprendido 1
Contento 0
Agencia EFE
El Cairo

Representantes de los principales grupos palestinos comenzaron hoy a negociar en El Cairo una tregua para la franja de Gaza dentro de un proceso marcado por la mediación egipcia y la ausencia de una delegación israelí.

Las facciones palestinas consensuaron un documento con sus principales reivindicaciones en un primer encuentro en la capital egipcia, adonde llegaron en las últimas horas.

Posteriormente, en otra reunión celebrada en un hotel y en la que participaron los servicios secretos egipcios, los mediadores recibieron el texto con la intención de hacerlo llegar a las partes israelí y estadounidense.

Fuentes palestinas explicaron a Efe que sus demandas son, principalmente, un alto el fuego, la retirada de las fuerzas israelíes de Gaza, el desbloqueo de la franja y la liberación de presos.

Respecto al levantamiento del bloqueo de Gaza insistieron en los derechos de pesca de 12 millas náuticas y la supresión de la conocida como "zona de seguridad", impuesta por Israel en el mar.

Estos derechos ya fueron recogidos en el acuerdo de tregua alcanzado en noviembre de 2012, que puso fin a la anterior ofensiva israelí sobre Gaza, denominada "Pilar Defensivo" y en la que murieron 162 palestinos en los ocho días que estuvo en marcha.

También figura la petición para la liberación de presos palestinos, entre ellos los que aún están encarcelados y debían haber sido puestos en libertad tras el acuerdo de entendimiento firmado en 2011 y por el que se liberó al preso israelí Guilad Shalit, quien permaneció cinco años secuestrado en Gaza en poder de las milicias palestinas.

Egipto trasladará esa propuesta a Israel, país que aún no ha enviado una delegación y se ha mostrado decidido a proseguir su ofensiva contra Gaza, donde han muerto al menos 1 766 personas, en su mayoría civiles, desde el pasado 8 de julio, cuando comenzó la actual ofensiva, conocida como "Margen protector."

Por parte de Estados Unidos acudió el subsecretario de Estado, William Burns.

La delegación palestina está integrada por doce personas que representan a las diferentes facciones y se formó el jueves pasado por el presidente palestino, Mahmud Abás.

Está encabezada por el dirigente de Al Fatah Azam al Ahmed, que hoy afirmó ante la prensa que todas las facciones palestinas consideran que la solución de la actual crisis reside en la iniciativa de Egipto, presentada a los pocos días de iniciarse la ofensiva y que contó en un principio con el rechazo de Hamás.

Al Ahmed explicó que Israel no envió a ningún representante a El Cairo en protesta por la muerte de dos soldados israelíes en un ataque perpetrado por milicias palestinas el pasado viernes.

Entre las facciones palestinas representadas en la capital egipcia están finalmente los movimientos Hamas y Yihad Islámica, que en estas últimas semanas han seguido lanzando cohetes contra Israel.

El miembro de la oficina política de Hamas, Ezzat al Rishq, que viajó desde Doha, dijo hoy a la prensa que el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, solo tiene dos opciones: "aceptar una solución política que ponga fin a la agresión o retirarse de Palestina de forma unilateral".

Otros miembros de la delegación son el "número dos" de Hamas, Musa Abu Marzuq; Mohamed Nasr y Emad al Alami (Hamas); el secretario general del Partido del Pueblo Palestino, Basam al Salehi; el miembro de la oficina política del Frente Democrático Qais Abdul Karim; y el vicesecretario general de Yihad, Zyad Nejala.

Egipto se puso hoy en contacto con Israel para que permita a los dirigentes islamistas palestinos Jalil al Haya, de Hamás, y Jaled al Batsh, de la Yihad, desplazarse a Egipto desde Gaza para participar en las conversaciones con los mediadores, a lo que se oponen las autoridades israelíes por "motivos de seguridad".

Mientras, el embajador palestino en la Liga Árabe, Mohamed Sabih, pidió a la comunidad internacional que presione a Israel para que envíe un equipo negociador a El Cairo.

A la espera de que eso ocurra, la delegación palestina continuará en la capital de Egipto, país que se juega ahora su papel de mediador entre las dos partes frente a otros competidores que le han salido para esa tarea como Catar y Turquía.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)