26 de agosto de 2015 00:55

Nueva protesta por irregularidades en comicios en norte argentino

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 1
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Una nueva protesta se llevó a cabo esta noche en la Plaza Independencia de la ciudad de Tucumán, en el norte de la Argentina, en reclamo por las irregularidades en los comicios provinciales del domingo pasado.

Hasta cerca de la medianoche no se habían repetido los graves incidentes del lunes, cuando tuvo lugar una violenta represión. Las autoridades electorales negaron hoy indicios de un supuesto fraude en los comicios de la provincia de Tucumán, pese a las denuncias de la oposición por presuntas irregularidades en medio de una polémica que alcanzó dimensión nacional en plena campaña presidencial.

El presidente de la Junta Electoral de Tucumán, Antonio Gandur, afirmó que "no hay ningún fraude hasta el momento" en las elecciones provinciales del domingo y consideró "imposible que se anulen los comicios". En la tarde comenzó el escrutinio definitivo, donde "los pobladores verán las actas y comprobarán con nosotros si hay algún vicio, algún defecto o es nulo", señaló el funcionario.

En las elecciones del domingo ganó el candidato del oficialista Frente para la Victoria (FpV, peronista), Juan Manzur, con el 54,4 por ciento de los votos, frente al 40,8 por ciento que recibió el postulante de la opositora Alianza del Bicentenario, José Cano, según el escrutinio provisorio del 81% de las mesas.

Los comicios se desarrollaron en medio de incidentes, quema de unas 40 urnas y denuncias de fraude por parte del frente opositor Acuerdo del Bicentenario. Cano aún no reconoció el triunfo del postulante kirchnerista Manzur.

El escrutinio definitivo se realiza en medio de la tensión por las protestas y por la represión contra la protesta del lunes. El secretario de la Junta Electoral provincial, Darío Almaraz, informó que los resultados definitivos van "a demorar cerca de tres semanas" por la "lentitud" del proceso y dijo que el organismo analizará la posibilidad de abrir todas las urnas, "conforme a lo que indica la ley electoral".

Miles de personas se reunieron en la noche del lunes en la plaza central de San Miguel de Tucumán, la capital provincial, para protestar por el supuesto fraude y fueron reprimidas por la policía en un violento accionar que, haciendo uso de gases lacrimógenos y balas de goma, dejó más de 20 heridos y cuatro detenidos.

El candidato opositor reconoció que "es probable" que el postulante kirchnerista haya ganado en los comicios, pero reclamó en declaraciones al canal noticioso TN que se vuelva a votar "con la garantía que corresponde" porque la elección quedó "absolutamente deslegitimada por el fraude".

La polémica por la votación trascendió las fronteras de Tucumán, ubicada unos 1 200 kilómetros al noroeste de Buenos Aires y gobernada desde hace doce años por el peronista José Alperovich, estrecho socio político de la presidenta Cristina Fernández de Kirchner, quien por su parte en diciembre culminará su mandato.

El gobierno nacional denunció "acciones del Norte" para quitar legitimidad a los comicios. "Estoy en contra de la represión, pero también veo que esto tiene que ver con una profecía autocumplida donde dirigentes de la oposición toda la semana pasada estuvieron denunciando posibilidades de fraude", afirmó el jefe de Gabinete nacional, Aníbal Fernández, en la Casa Rosada en Buenos Aires.

El jefe de ministros subrayó que "toda la modalidad excede el manual de (el asesor político del opositor candidato a presidente Mauricio Macri) Jaime Durán Barba y tiene que ver con las acciones del Norte, que buscan deslegitimar las elecciones". El candidato presidencial del FpV, Daniel Scioli, repudió la represión y llamó a su rival Macri, de la alianza opositora Cambiemos, a reconocer la derrota en Tucumán y no incentivar las protestas.

"En democracia se gana o se pierde y cuando se pierde no se puede llevar adelante este tipo de acciones que han, evidentemente, incentivado y desatado estos niveles de agresión y de violencia de un lado y del otro, y yo repudio todo hecho de represión", afirmó Scioli, el candidato presidencial más votado en los comicios primarios del pasado 9 de agosto.

Macri, segundo en las elecciones primarias y en busca de votos para forzar una segunda vuelta, dijo que "fue muy imprudente el candidato del FPV por decir y avalar que habían ganado y que había sido un comicio normal". "No puede ser nunca normal cuando se verifican hechos como encerrar fiscales, quemar urnas, que haya certificados (del escrutinio de urna) gemelos", aseveró.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)