27 de May de 2012 00:02

Ya hay ajustes en créditos para carros

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 1
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

El crédito para vehículos presenta ajustes. La cuota de entrada subió en menos de dos semanas y el plazo para pagar el resto de la deuda se acortó en algunos casos.

Así lo dio a conocer Luis Eduardo Crespo, presidente de la sectorial Automotriz de la Cámara de Comercio de Guayaquil (CCG), quien destacó que esta situación es consecuencia de la aprobación de la Ley Orgánica para la Regulación de los Créditos para Viviendas y Vehículos, el pasado 9 de mayo, en la Asamblea Nacional.

El impacto de esa medida se siente pese a que la Ley aún no entra en vigencia, ya que falta el veto o aprobación del Presidente.

En este cuerpo legal se determina que quien no pudiera pagar su crédito en el futuro, solo entregue el vehículo para saldar completamente la deuda. Rige para unidades de hasta USD 29 200 y cuando se trate del primer carro.

El cuestionamiento está en que pudiera generarse una ola de entrega de automotores, bajo el argumento de que no se tiene liquidez y que el bien ya no cubra la deuda por su deterioro.

Según la Asociación Ecuatoriana Automotriz (AEA), la depreciación de un vehículo en el primer año es de por lo menos un 20% y luego un 10% por cada año siguiente, situación que no sucede con los inmuebles. Estos, con cada año, ganan plusvalía.

“No se dan cuenta de lo grave que son esas condiciones de crédito”, expresó Crespo, quien además gerencia uno de los concesionarios Kia Motors.

Destacó que ya tuvo reuniones con representantes de bancos y que justificaron sus ajustes como una forma de protegerse.

Luego de un recorrido por diferentes concesionarias, que ofrecen créditos con bancos, se pudo corroborar dicha información.

En Ambacar, ubicada en la av. de las Américas, por el modelo FO de BYD el cliente debe pagar una cuota inicial del 40%. Hasta hace tres semanas se pedía el 30%. Banco Promerica financia el 60% de la deuda restante, según se imprime en una cotización.

Si el valor es USD 12 150, el interesado debe presentar como pago mínimo USD 4 800. Hasta hace poco la entrada era de USD 3 645 . “Ello se debe a que se cambiaron las reglas de juego por una nueva Ley del Gobierno”, alcanzó a contestar una vendedora al ser cuestionada por un cliente.

Para carros más grandes, como camionetas, la cuota de entrada se mantiene en 30% en Ambacar.

Pero los condicionamientos varían por concesionarios.

En Nissan y Renault, de la av. Juan Tanca Marengo, por ejemplo, se ofrece crédito con el mismo Banco Promerica con el 30% y 25% de entrada, según el modelo.

Con Banco Amazonas, sin embargo, las condiciones son distintas: la cuota de entrada pasó del 25 al 30% y el plazo de pago se redujo de 60 a 36 meses, dependiendo del modelo del carro.

En Autohyun, de la marca Hyundai, ubicada en la av. De las Américas, la cuota de entrada se mantiene en 30%, pero el plazo de pago solo es hasta 48 meses.

En vehículos de KIA, en cambio, el Banco del Austro financia ahora el 70% del crédito automotor, cuando hasta hace poco financiaba el 75%.

Ante esta situación, hay empresarios que defienden el mecanismo de crédito directo entre el cliente y la concesionaria para facilitar la adquisición.

A decir de Polo Guerrero, gerente de Ecuatoriana de Motores (Motorec), empresa de Grupo Mavesa que distribuye productos y servicios en Ambato, el crédito directo ha evolucionado.

“Contamos con la experiencia e infraestructura de crédito y cobranza que nos permite atender los requerimientos de manera inmediata”, sostuvo en una publicación interna. La respuesta a una solicitud de crédito llega en 12 horas. En algunos casos, los plazos de pago llegan a 48 meses.

Manuel Murtinho, gerente de la AEA, se mostró sorprendido al ser consultado sobre estos ajustes. “Nos reunimos con representantes de algunos bancos y nos dijeron que iban a esperar la vigencia de la ley y su reglamento, antes de decidir cambios. Esperemos que se elimine a los autos de la Ley”.

Las consideraciones de la Ley

La denominada  Ley de Hipotecas fue planteada por el Gobierno como una forma de blindar al país de una posible burbuja inmobiliaria, como la que ocurrió en  EE.UU. y España, lo  que generó una crisis financiera.  

En la sesión de  aprobación de la Ley en la Asamblea se incluyó, a último momento, los créditos para acceder a vehículos. En este caso, el monto inicial  no debe exceder las 100 remuneraciones básicas unificadas.  

Las obligaciones  contraídas por los créditos señalados  en esta Ley, declarados de plazo vencido, podrán ser cobradas con la  ejecución o dación en pago del bien dado en garantía, con lo que se extinguirá la deuda.

Últimas ofertas en otras casas

No todos han ajustado sus políticas comerciales sobre la concesión de créditos. En Quito, hay concesionarias que, incluso, han extendido sus plazos de pago y hasta ofrecen entrega inmediata sin cuota de entrada.

Ese es el caso del concesionario Chevrolet, ubicado en la av. de Los Shyris, al norte de Quito. Sus autos decorados con globos, aparecen con grandes carteles  de bienvenida a los clientes para que adquieran sus vehículos con cero cuota de entrada y con un plazo de hasta 56 meses para pagar.

Lo mismo ocurre en otras casas comerciales por la misma zona. La razón, según uno de los vendedores de una de ellas es que “hemos querido aprovechar los festejos de los días de la Madre y del Padre para incentivar a la compra. Luego de eso, seguramente, se vendrán ajustes en los planes”.

Similar respuesta se escuchó en otros lugares a lo largo de la ciudad. También los agentes de venta aseguraron que mientras no se conozca sobre la Ley, todavía mantendrán  las ofertas.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)