14 de May de 2012 00:00

Ultimátum para asear los baños de las gasolineras

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 1

Rocío Madrid se encarga de la limpieza de los baños en la gasolinera de Petrocomercial de las avenidas Amazonas y Eloy Alfaro, en el norte de Quito. Comenta que sus labores inician a las 06:00 y que cada hora está pendiente del aseo de los servicios higiénicos que tiene este autoservicio.

Madrid cambia dos veces al día de rollo de papel higiénico. Al mes, se utilizan dos galones de cloro y cinco de desinfectante. “Nosotros tenemos limpios los servicios higiénicos, pero las personas que los utilizan deberían también preocuparse de su cuidado”, dice la empleada.

En los próximos días, inspectores de los ministerios de Turismo y de Salud y de la Agencia de Regulación y Control Hidrocarburífero (ARCH) realizarán visitas de control y sanción, para verificar los baños sociales de las estaciones de servicio (gasolineras) y establecimientos turísticos.

La percepción entre los ciudadanos es contradictoria. Mientras para unos, como el taxista Geovanny Quinche, la mayoría de los baños de las gasolineras de Quito está en buen estado, para otros como el visitador médico Steve Espinel, es todo lo contrario.

“En algunos casos hay descuido de los servicios higiénicos y les hace falta agua y aseo, sobre todo fuera de la ciudad”, señala Quinche. Por ejemplo, en los baños de la gasolinera Primax de Guayllabamba sus lavabos no tienen agua y los baños, en general, presentan descuido en la limpieza.

Édison Guacalés, empleado en este lugar, afirma que su obligación es entregar limpios los baños cada cambio de turno, es decir, cada 12 horas. “Me demoro aproximadamente una media hora en la limpieza de los baños”.

“Uso exclusivo para clientes. Acceso favor solicitar al despachador”, se lee en el baño de la gasolinera Cóndor, en el sector de San Bartolo (sur de Quito).

El empleado de este autoservicio, quien no reveló su identidad, aseguró que se realiza la limpieza de los servicios higiénicos todas las noches. Pero permanecen cerrados en el día, porque hace un mes unos clientes rompieron un lavabo. “Cuando alguien necesita y nos pide les abrimos”.

Eso, precisamente, critica Espinel, para quien la mayoría de estaciones de servicio brinda un mal servicio, ya que en la mayoría no hay agua. Esto hace que permanezcan sucios la mayor parte del día. Por ello prefiere acudir a los baños de los centros comerciales.

Al momento existe una campaña informativa en medios para alertar de las próximas visitas de inspección, que buscan controlar el aseo y buen estado de los servicios higiénicos.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (2)
No (0)