9 de April de 2011 00:00

El trámite en el SRI sí puede ser ágil

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

En estas últimas semanas, varios contribuyentes han sufrido verdaderos dramas para realizar sus gestiones en las oficinas del Servicio de Rentas Internas (SRI).

Si bien la eficiencia en la atención de la autoridad tributaria ha mejorado en los últimos años y en sus oficinas existen hasta cómodos sillones de espera, los tiempos de espera para ser atendidos puede convertir el día del usuario en una verdadera pesadilla.Eso le sucedió a Pablo Baus, el pasado martes en las oficinas del SRI ubicadas en las calles Páez y Ramírez Dávalos, al norte de Quito. Llegó a las 11:18 y tomó un turno electrónico que le comunicaba el código VI 486, además de la información de que debía esperar la atención de 125 personas.

Imaginó que se demoraría una media hora para realizar su trámite de traspaso de dominio del automóvil. Pero los números fueron pasando lentamente y no todos los funcionarios de las 19 ventanillas de atención atendían. A veces solamente lo hacían 11 y, en otros momentos, aún menos.

Tampoco tomó asiento, porque los 56 asientos casi siempre estaban ocupados, por nuevas personas que llegaban o por otros que, al igual que él, llevaban mucho tiempo ya en la oficina.

John Castro vivía metros más allá el mismo suplicio. Había llegado a las 11:45 a realizar su trámite para sacar el Registro Único de Contribuyentes (RUC). El turno SO 563 le daba una mala noticia: debía esperar que atiendan antes a 149 personas. Pero como necesitaba sacar el documento para poder facturar por sus servicios decidió esperar.

Tal como las dos personas anteriores, Manuel Ushiña llegó al lugar, tomo su turno (VI 515), vio que debía esperar 149 personas y exclamó ¡Está hecho masa esto! Se retiró, asegurando que debía ir a trabajar y regaló su turno.

Todo este malestar transcurría mientras una televisión pasaba imágenes sobre la Lotería Tributaria o de parajes turísticos del país. Pero ante tanta espera, las repeticiones terminaban por aburrir y algunos elegían dormir mientras esperaban.

Tanto Baus como Castro esperaron de pie durante algo más de una hora y media. Finalmente terminaron su trámite.

Según los técnicos del Sesri, el sistema está mejorándose pero hay también responsabilidad de los contribuyentes que dejan los trámites para última hora.

Los trámites del RUC son en los que más se enredan los contribuyentes

El trámite para sacar el Registro Único de Contribuyentes (RUC) es de los qué más causan dificultades. El contribuyente debe saber que previo a su aprobación es necesario pagar una patente en el Municipio.

La patente municipal se exige desde este año. El valor será de USD 13 hasta que cada Cabildo defina las tasas. Este requisito es obligatorio para aquellas personas que sacan por primera vez el RUC o lo reabren.

El pago de la patente es por una sola vez, es decir, no tendrá que renovarlo a menos que cierre su RUC. Recuerde que si es artesano no debe cancelar esta patente municipal. Para el resto de servicios es obligación.

Una vez obtenida la patente debe dirigirse a las oficinas del SRI en todo el país, adjuntando original y copia a color (ya no en blanco y negro) de la cédula de identidad, el original del certificado de votación.

Además, debe entregar una planilla de servicio básico (agua, luz, teléfono) o estado de cuenta bancario o contrato de arrendamiento de la casa o local comercial. Cualquiera debe estar al nombre del titular.

También debe entregar documentos adicionales según su tipo de actividad. Este es el punto donde más trabas hay. En caso de ser artesano debe entregar original y copia de la calificación artesanal.

Si es Contador deberá presentar original y copia certificada del título profesional o carné del Colegio Profesional. Para profesionales: original y copia certificada del título universitario.

Recuerde que si en su cédula de identidad ya consta el título profesional, no es necesario entregar este requisito. al tener todos los documentos listos entréguelos y le dirán cuándo podrá emitir sus facturas.

Los puntos básicos que debe conocer antes de cumplir con sus obligaciones tributarias

Al que madruga... Evite acudir a hacer los trámites en el SRI a horas del mediodía. En esos momentos es cuando la gente más acude a cumplir con sus compromisos, mientras que los funcionarios salen a almorzar y el flujo se detiene.

Las oficinas de la autoridad tributaria inician su atención desde las 08:00. Es la hora de menor demanda de atención y la más recomendable. Las ventanillas se cierran a las 16:30.

El uso de la Internet para realizar sus trámites le ahorrará tiempo. Ingrese a la página electrónica de la entidad www.sri.gob.ec para que sepa de antemano cuáles son los requisitos que le piden para cumplir con su obligación.

Solicite la clave para realizar sus trámites por Internet. Debe llevar una copia a color de su cédula y firmar un acuerdo de responsabilidad de uso que le entregan en cada agencia.

Los trámites en el SRI generalmente son individuales. Sin embargo, sí hay la posibilidad de dar un poder a una tercera persona. Para ello, debe remitir una carta de autorización al SRI para que su recomendado haga el trámite por usted.

Los asesores tributarios también son otra alternativa para ahorrarse tiempo. Sin embargo, recuerde que ellos viven de esta asesoría y le cobrarán por sus servicios.

En el caso de contratar un asesor, éste le cobrará tarifas que van desde los USD 20 para la declaración y pago del Impuesto a la Renta, USD 0,80 para ayudarle en la declaración del Impuesto al Valor Agregado (IVA) y el llenado de otros formularios.

En las oficinas del SRI se han desplegado afiches gigantes de cómo deben llenarse correctamente los formularios. También hay información de las fechas y requisitos en las carteleras.

Los dolores de cabeza en el Impuesto a la Renta

La declaración y pago del Impuesto a la Renta (IR) es el proceso más minucioso y que más dificultades acarrea a los contribuyentes. Lo primero que debe saber es que este trámite puede empezar a realizarse desde el primer día de año.

Generalmente, los contribuyentes creen que solo pueden pagar durante las fechas determinadas por el SRI. Cada año esta declaración se realiza desde el 10 de marzo, hasta finales del mes, según el noveno dígito del Registro Único de Contribuyentes (RUC), para personas naturales. Las sociedades pagan hasta abril.

Pero esta fecha es el límite hasta cuando pueden pagar. Así que recuerde que no es necesario llegar a ese día para apurar su declaración y pago.

El llenado del formulario, en caso de que lo haga de manera físico y no por Internet, es clave para no tener que regresar una y otra vez. Para personas naturales es el 102A y para sociedades el 102. Los puede comprar en cualquier local autorizado.

El resultado de ingresos y gastos debe estar respaldado por sus respectivos comprobantes de venta. En el caso de sueldos y salarios a personas bajo relación de dependencia con las respectivas planillas de aporte, roles y formulario 107.

Las personas naturales pueden deducir sus gastos personales (sin IVA y sin ICE). La deducción total por gastos personales en alimentación, vestimenta, vivienda, educación y salud no podrán superar el 50% de los ingresos gravados.

La persona natural que trabaja únicamente en relación de dependencia en una sola empresa y su ingreso anual no ha superado los USD 8 910 no paga el Impuesto a la Renta. Es decir, el patrono no le puede descontar mensualmente este rubro y deberá entregarle el formulario 107 si es que lo necesita.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)