25 de May de 2010 00:00

El SRI busca liquidez en abogados, médicos...

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Redacción Negocios

El director del Servicio de Rentas Internas (SRI), Carlos Marx Carrasco, quiere mejorar el control a las personas que ofrecen servicios profesionales. Y, de paso, también incrementar las recaudaciones del Impuesto a la Renta.

A partir del 1 de junio, el porcentaje de retenciones en la fuente del Impuesto a la Renta a los profesionales subirá del 8 al 10%.

Pero ese incremento de dos puntos no será a todos los profesionales, sino a quienes presten servicios donde prevalezca el intelecto a la mano de obra.

Es decir, afecta a abogados, médicos, odontólogos, economistas, arquitectos, ingenieros, etc., que ofrecen servicios relacionados con el título profesional.

La resolución del SRI también incluye a quienes ofrezcan servicios profesionales que no estén relacionados con su título profesional y a las personas que presten servicios de docencia.

La medida no afecta a mecánicos, plomeros o electricistas, etc., a quienes se seguirá reteniendo el 2% por sus servicios.Según Marx Carrasco, el objetivo de la nueva resolución es generar un mayor control y cultura tributaria en el país. “El efecto de la medida en sí no es significativa en monto. Hablamos de unos USD 4 millones más en el año. Lo que queremos es que los contribuyentes declaren efectivamente”.

Especialistas en materia tributaria explicaron que la medida está dirigida a los profesionales independientes, es decir a aquellos que no reciben sus ingresos por roles de pago ni están afiliados al IESS por parte de un patrono.

Ellos están obligados a emitir comprobantes de venta autorizado por el SRI y la empresa o institución que paga sus servicios hace la retención en la fuente del Impuesto a la Renta y del Impuesto al Valor Agregado (IVA).

Para el asesor tributario, Fernando Córdova, con esta decisión lo que pretende el SRI es generar un flujo de liquidez.

“La Caja Fiscal está necesitada de dinero y se va a buscar cualquier acción, en este caso legal, para disponer de más recursos. Hay que tener en cuenta que al final del ejercicio las retenciones actúan como un anticipo al Impuesto a la Renta. Entonces, el Fisco no quiere esperar a fin de año”.

De hecho, según el último reporte del SRI, las recaudaciones del Impuesto a la Renta entre enero y abril de este año cayeron 5% en relación con enero-abril del 2009, al pasar de USD 1 132 millones a USD 1 076 millones.

Incluso, el rubro que registra el Impuesto a la Renta causado, descontado los anticipos y las retenciones mensuales, cayó 28% en el primer cuatrimestre del 2010.

Esta situación preocupa a Marx Carrasco, quien en la presentación de su informe de labores, el pasado 6 de mayo, aseguró que los sectores petrolero y financiero declararon menos Impuesto a la Renta este año. Además, aseguró que hay una caída en las retenciones del sector comercial, lo que le hace “presumir que la actividad económica se ha detenido”.

Para el contador Francisco Pérez, las últimas decisiones que ha tomado el SRI, de poner límites a las deducciones de gastos personales, así como el aumento en el porcentaje de retenciones, “antes que generar un impacto positivo en el Gobierno, lo desgasta políticamente, ya que son medidas de índole social”.

Pero el Director del SRI asegura que las medidas obedecen a lo analizado en el comportamiento tributario de los profesionales.

“En términos generales, la carga tributaria es extremadamente baja en el promedio de los profesionales. En algunos, el problema es mayor que en otros. La carga va entre el 1% y el 4%”.

Y explica que, por ejemplo, si un profesional de ejercicio libre tiene USD 100 000 de ingresos al año estaría pagando ente 2 000 y 3 000 de Impuesto a la Renta. Mientras un profesional en dependencia paga USD 12 000. “Eso es una gran inequidad”.

Cuatro puntos de vista sobre la medida que empezará a regir desde junio próximo

Carmen Quiroga /Abogada

‘La medida no es para alarmarse demasiado’

Acabo de enterarme de la medida que ha adoptado el SRI. Yo facturo mis honorarios como servicios. Lo que más me preocupa es que tendré que reformular mi presupuesto porque es un hecho que contaré con menos plata. Es eso, o trabajar más para compensar esa baja. Personalmente, la medida no me parece que sea para alarmarse demasiado, porque sé que al final del año me deberán devolver si me excedí del Impuesto a la Renta. Hay que seguir trabajando.

Santiago Jervis /Auditor

‘Una acción que se dio de la noche a la mañana’

Realizo trabajos de auditoría para empresas y creo que el aumento de la retención mermará mi dinero a fin de mes.

Es como si de pronto me fueran a descontar algo y no contaré con esa plata. No estoy de acuerdo con ello, en la forma como se da, de la noche a la mañana, sin anticiparlo. Claro, rige desde el 1 de junio, pero ya falta poco para eso. Es como si dieran por sentado que debe ser así. Si bien es legal la medida, esta falta de respeto es lo que en realidad molesta.

Fabián Paredes / Profesor

‘Con esta medida tendré menos ingresos al mes’

El incremento de la retención no es bueno, ya que esto implica que voy a recibir menos dinero cada mes. Ahora voy a coger USD 15 menos debido a que me van a retener el 10% de lo que facturo mensualmente por las clases de matemáticas y estadística que dicto. Me tocará aumentar la tarifa de hora de clase para poner obtener más dinero de manera mensual. Lo bueno es que al final del año es posible recuperar ese dinero. El año anterior ya apliqué ese método y me fue bien.

Carlos Calero/ Consultor tributario

‘Los profesionales son castigados en la liquidez’

Es un gran castigo para los profesionales. Una inequidad en materia tributaria. Será una legalidad pero es una injusticia. No creo que se incremente en gran medida las recaudaciones para el Estado por lo marginal de los ingresos de profesionales respecto del Presupuesto General del Estado.

Lo que sí estoy seguro es que al profesional le afectará en gran medida a su liquidez y para él si es significativo el 2% adicional que le van a retener a partir del 1 de junio del 2010.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)