Salud, el reto del IESS para este año

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Mónica Orozco.  Coordinadora 

Cubrir los gastos médicos de afiliados jubilados y de los nuevos beneficiarios será el desafío financiero para este año del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS).

Para cubrir las atenciones médicas, pago de jubilaciones y otras prestaciones, la entidad prevé un presupuesto de USD 6 297 millones para el 2014, esto es un 15% más que el año pasado y casi tres veces lo que gastaba en el 2008.

Este aumento se debe a la incorporación de un mayor numero de afiliados que aportan al IESS, pero también de quienes no contribuyen o contribuyen en menor proporción, como los hijos menores de 18 años de asegurados y sus cónyuges.

Antes solo podían acceder a los servicios de salud los menores de seis años.

El IESS hoy da cobertura de salud a 8 millones de ecuatorianos (aportantes y no aportantes), más de la mitad de la población del país (15,9 millones).

Ana Narváez, jubilada, pidió una cita para el área de Oftalmología en septiembre pasado y le asignaron para hoy. Cree que la demora se origina en el aumento de beneficiarios. " Antes se madrugaba y se conseguía cita. Ahora hay que esperar tres o cuatro meses".

El Fondo de Salud de la entidad, que financia la atención médica, demandará este año USD 1 841 millones, un 18% más respecto al año pasado.

Entre 2008 y el 2013, el IESS priorizó la inversión en infraestructura y equipamiento. El año pasado, por ejemplo, se presupuestaron 214 millones en nueva infraestructura.

Este año la estrategia dio un giro para concentrarse en la atención médica, especialmente la primaria, con el fin de descongestionar los hospitales y atender la demanda de médicos especialistas. La inversión en equipamiento e infraestructura para este año se redujo a USD 89 millones frente al 2013.

La afiliada Catherine Narváez cree que las principales mejoras han sido en infraestructura, pero sostiene que los tiempos de espera para especialistas son muy largos. "Desde hace tres meses pedí cita con un neurólogo y recién conseguí para hoy (ayer)".

Para atender la demanda, desde febrero se contratarán 750 equipos de atención familiar, lo cual significará pagar más a prestadores externos.

El cobro del aporte para atenciones médicas a jubilados y enfermedades catastróficas que debe, por ley, pagar el Estado al IESS, algo que no ha cumplido desde el 2002, es fundamental para cubrir estos gastos. Hasta diciembre pasado, el Fisco debía USD 1 300 millones por este rubro.

El propio Directorio del IESS fijó como prioridad este año cobrar esta deuda y, para ello, presentará facturas mensuales al Fisco. Esto y la mayor población de beneficiarios ha generado que el Fondo de Salud de la entidad registre números rojos. En 2011 tuvo un déficit de USD 288 millones, situación que aún no ha sido superada.

Para este año, el Fisco deberá transferir USD 367 millones, para atenciones médicas según el presupuesto del Seguro, más que los USD 300 millones previstos para el año pasado.

Este año, además, el IESS deberá atender la salud de los hijos de los afiliados de entre 18 y 25 años; personas con capacidades especiales y quienes no trabajan y migrantes, aunque el IESS ha asegurado que también busca captar a choferes.

El Ministerio de Finanzas busca un cruce de cuentas, pues sostiene que hay afiliados que se atienden en el Ministerio de Salud. Acordó contratar una auditoría, pero esto todavía no se concreta.

El catedrático de la Universidad Católica, Gustavo Vizcaíno dice que el pago de la deuda pudiera aliviar las finanzas del IESS, pero advierte que los valores tras el cruce de cuentas pudieran no arrojar un saldo financiero importante para el Seguro. "Este desbalance entre oferta y sobredemanda de servicios sigue implicando una significativa oportunidad comercial para los prestadores médicos privados".

El economista Jaime Carrera indica que es preocupante que el presupuesto del IESS dependa en una tercera parte de transferencias estatales, si se incluye el pago del 40% de pensiones que debe realizar. Esto puede ser complicado, dice, si se considera el déficit presupuestario que tiene Finanzas para este año. El IESS espera transferencias de USD 1 018 millones por pensiones, pero Finanzas solo presupuestó USD 813 millones.

Iván Espinel, director provincial del Guayas del IESS, dijo que las prioridades financieras de este año son el pago de pensiones, salud y "mejoras" como la afiliación voluntaria.

Sobre el aumento del presupuestario, Espinel aseguró que se debe a un crecimiento de la cobertura y la ampliación de servicios.

Para el funcionario, no obstante, no existe un crisis del fondo de salud. "Hay dinero, el presupuesto está aprobado y estamos invirtiendo como se debe invertir", dijo.

En contexto

  • El año pasado un estudio actuarial del IESS advirtió que el Fondo de Salud registrará un déficit de USD 2 613,1 millones en el 2020.
  • Planteaba subir los aportes de los afiliados para cubrir la atención de salud de los hijos y bajar gastos administrativos.

Haga click aquí para ver la infografía.

[[OBJECT]]

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (1)
No (0)