24 de May de 2010 00:00

La primera turbina de Mazar está lista para generar energía comercial

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Redacción Cuenca

Una de las dos turbinas de Mazar ya pasó las pruebas finales, antes de entrar a generar energía comercial.

Desde finales de abril pasado entró en una secuencia de pruebas que evidenciaron pequeños problemas que ya se solucionaron. Estas pruebas culminaron con buenos resultados porque el río Paute tuvo altos caudales, que permitieron que la turbina trabajara a su máxima potencia.

El gerente local del Consorcio Internacional Mazar, Wagner Gomes, afirma que esas pruebas se las hizo con conexión al Sistema Nacional Interconectado. “La energía generada fue muy poca y no representa un verdadero aporte”. Pero permitió ver cómo está la conexión de Mazar con la distribución de energía del país.

Lo que se espera, según Gomes, es que en estos días el Consorcio ya entregue habilitada esta turbina a la Corporación Eléctrica del Ecuador (Celec). “Eso se hará en estos días porque la primera turbina ya podría aportar energía comercialmente, pero la Celec, en coordinación con otras instituciones eléctricas, decidirá las fechas de inicio de la generación”.

Luego de que se entregue esta turbina, la Celec deberá emitir un informe al Consorcio en el que se ratifique que todo está bien y que aceptan la recepción. Mientras tanto, según Gomes, las pruebas con agua de la segunda turbina se iniciarán cuando la primera turbina entre en generación comercial. En ese momento arrancará el proceso de pruebas para detectar las posibles fallas.

De acuerdo con el cronograma de pruebas, la entrega de esta segunda turbina se puede realizar después de un mes, es decir en junio. También depende de los caudales del río Paute, porque si empiezan a reducirse no se podrá continuar con el proceso.

El embalse actual de la nueva hidroeléctrica se ubica en 2 126 metros sobre el nivel del mar. Esa cota es la adecuada para una operación comercial, según Gomes.

A pesar de que el mínimo operable con el que puede trabajar Mazar es de 2 098 metros sobre el nivel del mar, en el nivel que se encuentra ahora es el adecuado para la generación.

Mazar cuenta con dos turbinas de generación que aportarán 80 megavatios/hora cada una al Sistema Nacional Interconectado.

Esta hidroeléctrica almacenará en su embalse 410 millones de metros cúbicos de agua. Con ese líquido se podrá abastecer al embalse de Amalusa de la Central Paute que está aguas abajo.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)