La oferta del producto artesanal sube por el Día de la Madre

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Mónica Orozco. Coordinadora

Espejos con estilo precolombino, jabones de mandarina o cajas de té elaboradas a mano son parte de una oferta distinta de regalos por el Día de la Madre, una época donde algunos talleres artesanales se dinamizan.

La actividad para este segmento de la economía aumenta en mayo. Según artesanos consultados, se doblan las horas de trabajo y se contratan más trabajadores en esta temporada.

Scheny Bosisio, propietaria de Klorofila, una tienda dedicada a la creación de arreglos florales en Guayaquil, dice que el Día de la Madre es la fecha de mayor movimiento comercial, inclusive más que Navidad.

Las plantas se venden en esferas que sirven como decoración y, además, oxigenan y absorben microbios.

La Galería de Eduardo Vega, diseñador ceramista, ofrece otras opciones en cerámicas decorativas y utilitarias.

Karla Cevallos, vendedora de la galería, comenta que entre la oferta para esta fecha se encuentran juegos de tinto, floreros y tazas con diseños únicos, que van desde USD 16 hasta USD 300 cuando se trata de platones de murales elaborados por Eduardo Vega.

[[OBJECT]]

Los principales clientes son extranjeros y personas amantes de la cerámica. Cevallos cuenta que mayo es un mes de gran movimiento.

Pero las ferias son la principal vitrina de los artesanos, sector que mueve en mayo alrededor de USD 76 millones, según datos de la Junta Nacional de Defensa del Artesano.

Unos 20 artesanos exponen desde esta semana y hasta el próximo sábado productos por el Día de la Madre.

Entre la oferta están jabones naturales, artesanía fina en madera, artículos de bisutería, prendas de vestir tejidas a mano, entre otros productos.

La exhibición está ubicada en la Plaza de las Américas, norte de Quito y busca promover el trabajo artesanal que se produce con valor agregado.

Marcela Rhor, propietaria del taller Dedales y Artesanías Tikay, comenta que la caja de dedales artesanales de colección y las cajas de té son las más demandadas esta época. Ambas son elaboradas a mano.

La artesana dice que para estas fechas contrata un trabajador adicional para abastecer la demanda. En esta época sus ventas se duplican. "Es un mes importante para nosotros, después de Navidad", comenta.

Los artículos orgánicos para el cuidado personal también son una alternativa. Verónica Parra, gerenta de Yananti, que elabora estos productos, comenta que dobla sus jornadas de trabajo este mes. "El mercado está despertando a una oferta diferente, que busca detalles únicos", dice, aunque reconoce que es difícil competir con las grandes empresas.

Este emprendimiento oferta jabones de manzanilla, romero, mandarina, entre otros. Cada unidad se vende a USD 3. "A veces al consumidor le parece un precio excesivo, pero son productos elaborados a mano".

MS de Cedro vende piezas finas en madera que rescatan los diseños precolombinos y técnicas de la Escuela Quiteña. "Son piezas únicas de colección", dice Pablo Araya, propietario del taller. Oferta juguetes, espejos y adornos desde USD 20.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)