Nuevo subsidio eléctrico regirá por 3 años

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 1
Triste 0
Indiferente 2
Sorprendido 3
Contento 1
Alberto Araujo.  Redactor

Agosto próximo es el plazo que se autoimpuso el Gobierno para arrancar con el plan de reemplazo de cocinas de gas por cocinas eléctricas de inducción de alta eficiencia.

Sin embargo, el subsidio total para el consumo eléctrico adicional por este cambio no será permanente sino hasta el 2017. A partir del 2018 los clientes deberán pagar una tarifa de USD 0,04 por cada kilovatio hora (kWh) al mes, destinada para la cocción de alimentos.

Para tener una idea, la tarifa promedio actual en el país está en 8 centavos por kWh.

Los ministros de Electricidad, Esteban Albornoz, y de Industrias, Ramiro González, dieron a conocer la lista de incentivos para que los usuarios actuales de gas licuado de petróleo (GLP) o gas doméstico se cambien a la electricidad a la hora de cocinar.

Estos incentivos incluyen el financiamiento de la cocina, que tendrá entre dos y cuatro hornillas -sin horno- cuyo precio oscilará entre USD 150 y 340, a 36 meses plazo.

Este paquete incluye un conjunto de tres ollas y una sartén de acero y la conexión eléctrica especial de 220 voltios (v) al interior del hogar del usuario, elementos necesarios para que funcionen este tipo de cocinas.

Los ministros especificaron que el financiamiento, la comercialización de las cocinas, las y el cambio de la conexión interna de 220 v estará a cargo de las empresas eléctricas de distribución. Sin embargo, aclararon que podrán participar las empresas privadas en la comercialización si proponen el financiamiento.

El pago de estos productos se realizará a través de las planillas mensuales de consumo.

[[OBJECT]]

Los clientes no pagarán nada por los primeros 80 kWh al mes para la cocción de alimentos. Pero podrán acceder a otros 20 kWh gratuitos si cambian su calefón por una ducha eléctrica. El beneficio estará vigente hasta el 2017. A partir del siguiente año se cobrará USD 0,04 por kWh al mes consumido tanto en las duchas como en las cocinas.

González dijo que a partir de agosto, las empresas eléctricas de distribución comenzarán a llamar a los clientes cuyos medidores tengan la capacidad de soportar un voltaje de 220 v.

Según el Ministro de Electricidad, hasta el momento existen 1,1 millones de clientes en el país con estos medidores, quienes serán los primeros en poder acceder al paquete de beneficios oficiales.

Hasta el 2016 se tiene un plan para cambiar los medidores de los 3,8 millones clientes residenciales restantes, con el fin de que también se cambien a las cocinas de inducción.

Pero Albornoz dijo que si algún cliente sin este medidor ya quiere hacer el cambio puede llamar a la empresa eléctrica para que le instale el nuevo.

Asimismo, si un usuario ya tiene una cocina de inducción y una ducha eléctrica puede llamar a la empresa eléctrica para acceder al subsidio de los primeros 100 kWh de consumo.

Este trámite se realizará por Internet, aseguró González.

El Gobierno planea este año cambiar al menos 100 000 cocinas de inducción. Por cada cocina de gas reemplazada, el Estado se ahorrará "USD 18 mensuales por reducción del subsidio al gas", dijo Albornoz.

Pero para los productores nacionales de cocinas de inducción también habrá beneficios.

González indicó que la piezas importadas para la producción de cocinas tendrán un arancel preferencial. Ayer se abrió una convocatoria para que las empresas se unan al proyecto.

Hasta el momento están en el plan Fibroacero, Indurama, Mabe y Ecasa. El gerente de esta última, Mario Espinoza, dijo que el acuerdo contempla el ingreso sin aranceles de la vitrocerámica, quemadores de inducción y tarjetas electrónicas hasta finales de año.

CLIC AQUÍ para ver la infografía

[[OBJECT]]

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (4)
No (0)