31 de May de 2010 00:00

El Mundial mueve a las firmas nacionales

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Redacción Negocios

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Este año, Ecuador no logró clasificarse al Mundial Sudáfrica 2010, como ocurrió en los dos torneos previos, pero las empresas igual aprovecharán el torneo mundial para vender más o posicionar sus marcas en el mercado.

Ahora todo girará alrededor de la televisión, lo cual ha generado un gran movimiento de suscripciones, en el caso de la televisión pagada, y de contratos para publicitar en los medios de señal abierta.

Un informe que publica hoy el semanario LÍDERES destaca la mayor comercialización de televisores LED o LCD, así como las promociones y ofertas que se están presentando en bares, hoteles y restaurantes del país.

Las multinacionales de bebidas, electrodomésticos y telefonía celular ven en este evento planetario una buena opción de incrementar sus ventas.

Las ventas de televisores, plasmas, pantallas de LCD y LED pudieran crecer entre el 15 y 20% en el tiempo que dure el Mundial de Fútbol. Así lo afirmó Andrés Mata, presidente de la Asociación de Almacenes de Electrodomésticos del Ecuador.

Marcos Sánchez, gerente de Marketing de la línea de electrodomésticos de Samsung, explicó que en lo que va del año ha subido un 20% la venta de pantallas frente a lo que pasó en el 2006. Para él, más allá de la presencia de Ecuador en Sudáfrica, el cambio de tecnología de un televisor convencional a un LCD o Plasma marcaron la diferencia en la ventas.

Desde el lado de los hinchas, poco importó que este año el combinado nacional no tuviera boleto a Sudáfrica, pues existen selecciones como Argentina o Brasil que justifican no perderse ni un partido.

“Además, el Mundial es una sola vez cada cuatro años y no hay cómo perderse, aunque esta vez no juguemos”, señala Pablo Ramírez, un aficionado cuencano de 29 años. Él hizo el álbum oficial, compró una revista con las fichas de los futbolistas y considera seriamente solicitar vacaciones en su trabajo para no perderse los partidos finales.

El número de fanáticos, sin embargo, será menor este año, aunque suficiente para llenar los bares y restaurantes.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)